LA CUARTA PÁGINA

No puede pasar aquí

Venezuela era un país pacífico, democrático, plural, laico y solidario donde el petróleo obraba como gran amortiguador de las inequidades. Nadie intuyó que Hugo Chávez lo convertiría en una distopía militarizada