Vox aplaude la ofensiva de Trump contra las redes sociales

El partido ultra dice defender la libertad de expresión mientras veta y amenaza a la prensa

Santiago Abascal, protegido con mascarilla, a su llegada al pleno del Congreso del pasado miércoles.
Santiago Abascal, protegido con mascarilla, a su llegada al pleno del Congreso del pasado miércoles.Eduardo Parra (Europa Press)

Vox no suele pronunciarse sobre acontecimientos de política internacional, pero hoy no ha dudado en aplaudir la ofensiva del presidente Donald Trump contra las redes sociales; a las que ha amenazado, entre otras medidas, con privarles de inmunidad sobre los contenidos que comparten sus usuarios.

Trump no oculta que se trata de una represalia contra Twitter, después de que esta red social etiquetara como dudosos e invitara a contrastar con información fiable varios tuits en los que este mentía sobre un supuesto riesgo de fraude en el voto por correo, que varios Estados se proponen fomentar ante las elecciones presidenciales de noviembre para limitar el riesgo de contagio por coronavirus. El presidente estadounidense ni siquiera oculta que, si legalmente pudiera, cerraría Twitter.

En vídeo, el presidente de Estados Unidos, Donald Trump, firma este jueves una orden ejecutiva para limitar el poder que tienen las redes sociales sobre lo que se publica en ellas.Vídeo: EFE | REUTERS

“Desde hace años la dictadura progre persigue la libertad de expresión en las redes sociales”, ha escrito el presidente de Vox, Santiago Abascal, en un tuit. “Están nerviosos porque han perdido el monopolio de la comunicación. Es deber de los gobiernos garantizar la libertad y descubrir el negocio millonario de los censores”.

El partido ultra ha ilustrado el comentario de su líder con un extenso comunicado en el que apoya la “valiente decisión” del presidente Trump “en defensa de la libertad de expresión en las redes sociales”. Vox expresa su “profunda preocupación” por la supuesta censura que, asegura, se está aplicando a “muchos de los contenidos” que sus cargos públicos y afiliados están publicando en sus perfiles; y por el hecho de que a muchos de ellos se les haya bloqueado las cuentas por “incumplimiento de las políticas corporativas”. Y añade que, pese a ello, se permitió que la etiqueta #MatarAAbascal fuera trending topic sin tomar ninguna medida.

Vox denuncia un supuesto “doble rasero a la hora de evaluar los contenidos en función de la orientación ideológica del emisor” y asegura, sin aportar ninguna prueba, que las compañías encargadas de la verificación de datos (fact-cheking) “tienen vínculos directos con la extrema izquierda”.

Lo que más afecta es lo que sucede más cerca. Para no perderte nada, suscríbete.
Suscríbete

Vox se presenta como defensor de la libertad de expresión mientras veta el acceso de periodistas en sus actos públicos, los señala públicamente en las redes sociales y mantiene una campaña de presión a los accionistas del Grupo PRISA con el objetivo expreso de forzar un cambio de la línea informativa del diario EL PAÍS sobre su partido.

El partido ultra asegura que en “España se está retrocediendo en un derecho fundamental como es el de la libertad de expresión”; y aplaude “el coraje del presidente Trump de denunciar la censura ideológica que llevan a cabo las grandes plataformas de redes sociales”.

Respecto a la supuesta censura a Vox en las redes sociales, aparte casos puntuales, el conflicto más grave se produjo cuando Twitter bloqueo la cuenta oficial del partido porque este se negó a borrar un tuit en el que acusaba a los dirigentes del PSOE de “promover la pederastia” por defender la educación sexual en la escuela.

Por su parte, la etiqueta #MatarAAbascal, que fue tendencia en la red durante algunas horas un sábado por la tarde, fue producto de un juego en el que, en función del mes de nacimiento, nombre y número de teléfono, al jugador le tocaba hacer determinada acción (bailar, cenar, matar) con un personaje popular (Abascal, Fernando Simón o Kin-Jong un) en determinada circunstancia (con mascarilla, en tanga, etc). La cuenta desde la que se lanzó el juego se clausuró.

Sobre la firma

Miguel González

Responsable de la información sobre diplomacia y política de defensa, Casa del Rey y Vox en EL PAÍS. Licenciado en Periodismo por la Universidad Autónoma de Barcelona (UAB) en 1982. Trabajó también en El Noticiero Universal, La Vanguardia y El Periódico de Cataluña. Experto en aprender.

Normas

Más información

Archivado En

Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS