Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Peter Saville: 40 años de genio creativo

Peter Saville
El diseñador Peter Saville. Cordon Press

Se cumplen cuatro décadas de la portada del disco Unknown Pleasures, que catapultó a la celebridad al diseñador británico.

El gráfico del primer púlsar descubierto por la ciencia forma parte, desde hace 40 años, de uno de los álbumes más importantes de la música pop. El batería de Joy Division descubrió en la Cambridge Encyclopedia of Astronomy esta imagen de 1919 —las ondas que emite una estrella al colapsar—, y el grupo se la entregó al diseñador Peter Saville para que elaborase la portada de su primer álbum. Un­known Pleasures (reeditado ahora en vinilo con una versión alternativa de la portada) salió en junio de 1979, con el gráfico de líneas blancas suspendido en medio de la negritud del cartón rugoso de la cubierta. Una imagen fría y claustrofóbica que representaba nítidamente la música del disco.

Gracias a Malcolm Garrett, otro nombre clave, Saville descubrió el libro Pioneers of Modern Typography (1969), su vademécum personal durante los últimos años en la universidad. Otra referencia imprescindible para él fue el libro de Jan Tschichold Die Neue ­Typographie (1927). En contraposición a la anarquía punk —el diseñador de Sex Pistols, Jamie Reid, bebía del situacionismo—, Saville invoca a las vanguardias europeas. Su obra unirá modernidad y clasicismo, edificando una nueva estética con símbolos industriales. Fruto de ello fue la imagen del sello Factory. En 1985, aburrido de crear portadas, se abrió a la moda. ­Yamamoto, Comme des Garçons, Benetton, Burberry, Alexander McQueen y Stella McCartney han sido clientes suyos.

Portada del disco Unknown Pleasures, de Joy Division
Portada del disco Unknown Pleasures, de Joy Division

Saville reconoce la portada del álbum Autobahn (1974), de ­Kraftwerk, como una influencia fundamental. Esa señal de autopista reciclada es para él “una reinterpretación de lo cotidiano que a su vez representa otra manera de ver el mundo, y encauzó mi aproximación a la cultura popular”. Al igual que Kraftwerk y Malcolm Ga­rrett introdujeron el constructivismo de El Lissitzky en el pop, Saville se inspiró en la estética futurista de Depero, el surrealismo de De Chirico o los cuadros de barcos cubistas de Edward Wadsworth.

'Power, Corruption & Lies', de New Order.
'Power, Corruption & Lies', de New Order.

Otro de sus hitos es la cubierta del álbum Power, Corruption & Lies (1984), de New Order, donde se apropia del cuadro A Basket of Roses (1890), de Henri Fantin-Latour, añadiéndole una prueba de color en el extremo superior derecho. La barra de colores funcionaba como código para descifrar el título del álbum siguiendo las instrucciones impresas en la contraportada. “El cuadro pertenece al pueblo de Gran Bretaña”, contestó el director de la National Gallery de Londres cuando se solicitó permiso para fotografiar la obra. Dice la leyenda que la respuesta de Saville fue: “Pues ahora el pueblo la reclama”. Visto el alcance popular que ha tenido la obra, su bravuconada era también una profecía.