Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Proyecto Explora

Que el aprendizaje sea la cuestión central, alienta el compromiso y consigue que los estudiantes se consideren a sí mismos como aprendices.

- Salvador R. (estudiante): La actividad fue excelente, de lo mejor que hicimos aquel año. Aprendimos un montón de cosas sobre los viajes de Cristóbal Colón de modo dinámico e interesante.

-
Andrea I. (estudiante): Aprender de esta forma es mucho más entretenido. Lo cierto es que estudias y aprendes muchísimo pasándotelo bien y siendo, en cierto modo, protagonista de acontecimientos. Eso ayuda a que nos guste más estudiar y queramos saber nuevas cosas sobre el pasado.

- José Javier O. (estudiante): Primero preparamos un guion y luego quedamos en el pórtico de la ermita del pueblo para grabarlo. Hemos utilizado dos trípodes, dos cámaras en distintos ángulos y trajes regionales para simular la ropa de la época.

Estos estudiantes de segundo curso de Educación Secundaria Obligatoria (ESO) revelan un acercamiento poco habitual al conocimiento de la historia. Hacen referencia a una experiencia exitosa lograda en un determinado ambiente de aprendizaje, dispuesto para la representación dramática (‘teatralización’), de determinados acontecimientos relevantes de la historia.

Este ambiente quedó definido por varios componentes. Por un lado, la tarea, la ‘teatralización’ de acontecimientos históricos. Por otro, una metodología, la de aula invertida (Flipped Learning), que liberó tiempo al profesorado y a estudiantes para la dirección y desarrollo de un tipo de tareas creativas y colegiadas. Muy importante, el trabajo en colaboración de estudiantes y con el docente. Y, como ingrediente básico, la profesionalidad de Carlos González, profesor de Educación Secundaria de la especialidad de Geografía e Historia, que albergaba el firme propósito de promover un aprendizaje (connotado vivencialmente) que alentara el compromiso de sus estudiantes como aprendices de la historia.

Carlos González, en el siguiente audio, apunta algunas claves didácticas del Proyecto Explora.

En abril de 2016, siendo Carlos profesor en el Instituto Público de Educación Secundaria Obligatoria de ‘Cigales’ en Valladolid y trabajando, en clase de segundo curso de ESO, las exploraciones geográficas de los siglos XV y XVI, un estudiante interviene, tratando de llamar la atención, y plantea al resto de la clase que... sería mejor organizar un viaje y visitar las Islas Canarias, en lugar de estudiar su conquista en un libro de texto.

Terminada la sesión, esta intervención dio lugar a que Carlos se formulara una serie de interrogantes... ¿La propuesta era realmente tan descabellada? ¿No se ponía de manifiesto una lógica más significativa de acercamiento a los hechos históricos? ¿Una actividad de esas características podría generar un aprendizaje más auténtico, en profundidad...?

Carlos sabía que conseguir la implicación activa de los estudiantes en un conocimiento alejado de la experiencia cotidiana, y cosificado en un libro de texto, era difícil y no lo estaba consiguiendo. Sin embargo, estaba seguro y sentía que la Historia aportaba habilidades y claves muy útiles para la interpretación de la vida de adultos y jóvenes.

“Quizá no fuese posible llevar a mis alumnos y alumnas a los territorios descubiertos en su día por Bartolomé Díaz, Cristóbal Colón, Vasco da Gama o Fernando de Magallanes entre otros, pero sí podría hacer que vivieran, de algún modo, las aventuras de aquellos marineros”.

Ilustración de ampliar foto
Ilustración de
De esta manera surge el Proyecto Explora, una tarea de aprendizaje de la Historia que contempla actividades dirigidas a la representación teatralizada de acontecimientos relacionados con los descubrimientos geográficos de comienzos de la Edad Moderna. Una propuesta docente que pone en acción, además y de manera integrada, un entramado de competencias curriculares de comunicación lingüística, tecnología, de aprender a aprender, sociales y cívicas, sentido de la iniciativa, toma de conciencia y significado de los hechos históricos, conocimiento de la herencia cultural...

En el vídeo que incorporamos a continuación Carlos González ofrece información útil para el desarrollo de este proyecto. Explica brevemente en qué consiste, una propuesta de tiempo escolar necesario, algunas precauciones en la organización y desarrollo de la tarea, consideraciones para la práctica... Todas ellas muy útiles para cualquier profesor o profesora que desee replicar este proyecto en su trabajo de aula, de manera adaptada a su contexto.

El desarrollo del proyecto —manifiesta Carlos González — requiere una serie de decisiones por parte del profesorado y de los estudiantes. La primera, referida al aspecto concreto a representar, que deberá estar relacionado con el acontecimiento histórico objeto de estudio; debe ser, siempre, una secuencia muy acotada cuya representación centre la tarea y la haga viable.

En el caso del Proyecto Explora, que concierne a una de las expediciones de los siglos XV y XVI, se optó por dramatizar el encuentro de Cristóbal Colon y los Reyes Católicos, y la visita al Rey Juan II de Portugal. En este entorno se les da libertad a los estudiantes para fijar la escena y algunos de los personajes. Por ejemplo, en la representación de los encuentros de Cristóbal Colón con los Reyes Católicos, los estudiantes podían optar por guionar y representar el encuentro que tuvo lugar en Barcelona, el de Granada o una mezcla de ambos.

El acercamiento a los hechos debe hacerse siempre partiendo de una fuente ‘rigurosa’ que facilite información básica y que los estudiantes posteriormente puedan ampliar. Para alumnos de segundo de la ESO, Carlos optó por la grabación de un vídeo de unos diez minutos sobre los planes, argumentos y gestiones de Cristóbal Colón para lograr su propósito; en el curso siguiente se hizo lo propio con Fernando de Magallanes.

A continuación, se facilita el vídeo elaborado por Carlos con el que trata de responder a un conjunto de interrogantes... “¿Por qué ocultó Cristóbal Colón sus orígenes familiares? ¿Cuál era su experiencia como marinero? ¿Qué motivos llevaron a un genovés a ofrecer sus servicios a los reyes de Castilla? ¿A dónde pretendía llegar realmente cuando partió de Palos de la Frontera en agosto de 1492? ¿En qué cosmógrafos, astrónomos y exploradores se basaba para establecer sus cálculos navales? Descubre los principales misterios sobre Cristóbal Colón y el viaje descubridor en diez minutos”.

Los alumnos y las alumnas deben visualizarlo en casa y extraer lo que consideren valioso para la confección del guion y la representación de los hechos.

- Javier E. (estudiante): Hemos aprendido bastante, sobre todo porque partíamos de un vídeo que contenía mucha información y, a partir de ese contenido, hemos podido elaborar los diálogos sin mucho problema.

- Emilio J. (estudiante): Aunque ha pasado mucho tiempo, gracias al material previo que nos dio el profesor y lo que hemos buscado por nuestra cuenta, aún recuerdo la mayor parte de la información.

- Alba M. (estudiante): A mí personalmente me ha gustado mucho el trabajo, pues considero que es más interesante y se aprende más haciendo una representación sobre la historia que escuchando una explicación en clase. Además, resulta más ameno.

En estas declaraciones de los estudiantes se detecta otra actitud de acercamiento diferente e interesado en el aprendizaje de la Historia. Durante los tiempos de clase puede observarse cómo alumnos y alumnas comienzan a gestionar mejor sus tiempos de tarea; aprenden a fijar objetivos concretos ligados a productos observables, que pueden ser evaluados tanto en su proceso como en sus resultados; mantienen expectativas de aprendizaje alcanzables y manifiestan satisfacción por el trabajo bien hecho, aumenta las expectativas sobre sus logros y se acrecienta la responsabilidad al mostrar y defender su trabajo ante el resto de sus compañeros y compañeras. Estos comportamientos mejoran la persistencia en la tarea, la confianza en sí mismos y la actitud de superación de obstáculos. Se están poniendo las bases de un cambio en los estudiantes, convirtiéndose en “aprendices autorregulados”.

Imagen de cabecera del Blog 'Historia en comentarios'
Imagen de cabecera del Blog 'Historia en comentarios'
Carlos comenta que con el Proyecto Explora ha logrado que todos sus estudiantes estén centrados en la tarea; le satisface comprobar como... “mientras realizan el trabajo, hablan con toda tranquilidad de Marino de Tiro, Ptolomeo, Toscanelli, Marco Polo, las Antillas, Catay, Cipango, carabelas, astrolabio... y hablando con propiedad de su significado; sabían en todo momento de lo que estaban hablando.”

El proyecto se desarrolla en tres o cuatro sesiones de clase (el número de sesiones puede variar en función los grupos, conocimientos previos, experiencia de trabajo en colaboración, acuerdos de departamento...) que conviene distanciarlas entre sí, de forma que... “el alumnado tenga tiempo para completar algunas actividades en casa”.

En la primera sesión se procede a la explicación de la actividad, la visualización del vídeo y la formación de grupos de cinco alumnos. El resto de la sesión se dedica a decidir, por parte de cada grupo, el formato de presentación del trabajo —representación en clase, grabación en vídeo, edición de un vídeo de animación…—, a repartirse los personajes (no todos están definidos, además de Colón y los Reyes Católicos, los estudiantes tenían que elaborar los diálogos de otros dos personajes), anticipar las necesidades de vestuario y fijar fechas de ensayo y/o grabación.

Mientras los estudiantes adoptan estas decisiones, Carlos acompaña a los grupos en su reflexión, resuelve dudas, plantea nuevas necesidades y toma nota del desarrollo del proceso, con repercusión en la evaluación de los aprendizajes y para introducir modificaciones en su planificación.

Para la siguiente sesión los estudiantes, de manera individual, ya han tenido que visionar en casa los vídeos elaborados por Carlos y han tomado notas de los aspectos más valiosos y útiles para su representación. Las anotaciones se ponen en común en la segunda sesión y, en ocasiones, se inicia la redacción del guion, que se terminaría en la tercera sesión.

- Andrea I. (estudiante): Para buscar información, Carlos nos puso vídeos suyos explicando el tema y, gracias a eso, supimos cómo hacer nuestro propio vídeo sobre Colón. A la hora de grabar... aprendimos y nos divertimos juntas. Creo que nos quedó un buen vídeo y fue una gran experiencia. Aprender divirtiéndose es lo mejor, y Carlos nos dio esa opción en esta y muchas otras ocasiones.

La tercera o cuarta sesión del Proyecto Explora se dedica a la representación teatral o a la visualización de los trabajos de los distintos grupos. Para ilustrar los productos elaborados incorporamos, a continuación, algunos de los vídeos que presentaron.

El visionado de los trabajos de los estudiantes y de los vídeos editados por Carlos González, se puede hacer visitando su canal deYouTube.

La evaluación de los aprendizajes se lleva a cabo a través de una rúbrica con cinco indicadores, de distinto peso en la valoración final, sobre aspectos como la implicación del alumnado en el trabajo del grupo, el compromiso y la colaboración prestada por cada estudiante en el logro del producto final del grupo; datos que se obtienen de la observación del trabajo en el aula y de la entrevista oral que Carlos mantiene con todos y cada uno de sus estudiantes.

Un segundo indicador es el grado de apropiación y domino de los contenidos, valorando el rigor histórico en la defensa del trabajo y la profundidad en el tratamiento, más allá de la utilización de informaciones anecdóticas. El tercero hace referencia a la calidad del trabajo de aula; recordemos que, en el modelo de clase invertida, el tiempo de aula es fundamental para el aprendizaje. El cuarto, valora la calidad técnica y artística del producto final presentado al grupo clase y, el último indicador, se centra en la creatividad y soluciones imaginativas que incorpora la presentación.

Después de dedicar dos cursos (2015-2016 y 2016-17) a los viajes de Cristóbal Colón, aprovechando que se cumplen 500 años del comienzo de la primera vuelta al mundo, Carlos decide en el curso 2017-18, en el Instituto ‘Juan Martín el Empecinado’ de Aranda de Duero (Burgos), hacer referencia, en este caso, a la aventura de Magallanes y Elcano. En el actual curso 2018-19, sigue afianzando y mejorando el Proyecto Explora, en un nuevo destino docente: el Instituto Público de Educación Secundaria Obligatoria ‘Canal de Castilla’ de Villamuriel de Cerrato (Palencia).

“¿Qué papel desempeñó Magallanes en la batalla de Cannanore? ¿Cuáles eran sus orígenes familiares? ¿Quiénes influyeron de manera decisiva en su decisión de tomar la ruta colombina? ¿En dónde alcanzó fama y experiencia como marinero? ¿En qué cosmógrafos, astrónomos y exploradores se basaba para establecer sus cálculos navales? Descubre los principales acontecimientos de la vida de Magallanes antes de entrar al servicio de Carlos V, asícomo las influencias que marcaron de forma decisiva su gran proyecto.” (Carlos González, La primera vuelta al mundo: el proyecto de Magallanes).

Es fácil deducir, y anteriormente ya los anunciábamos, que este proyecto se ha podido pensar y recrear por formar parte de una propuesta alternativa de la enseñanza, acuñada con la expresión de Clase invertida.

En este diferente formato de organización de contextos y ambientes de aprendizaje, en el que el tiempo de aula es utilizado para la resolución de dudas, desarrollo de tareas de indagación y profundización, seguimiento y evaluación personalizada y apoyo de los aprendizajes; y el tiempo de casa para visionado interactivo de vídeos, creados o seleccionados por el docente, con los que se facilita información básica sobre aspectos más conceptuales del contenido que se está abordando.

En el modelo de clase invertida las tecnologías de la información y la comunicación (TIC) se convierten en un recurso necesario, al permitir visionar, una y otra vez, las explicaciones del docente, interactuar con él o con otros estudiantes en tiempo real con preguntas y comentarios, entrenar el uso de habilidades digitales, editar vídeos para la presentación de productos de aprendizaje, configurar y participar en redes sociales de aprendizaje... además, de las enormes posibilidades que ofrece de seguimiento y evaluación personalizada.

Esta reorganización de espacios, tiempos y roles de la que Carlos González nos ha ofrecido una pequeña muestra con su Proyecto Explora, requiere más comentarios y explicaciones que desbordan la extensión de esta entrada. A este nuevo cometido le dedicaremos, por tanto, el siguiente post...

Continuará...

(*) Versión para profesionales: ResearchGate (Descargar en PDF)
(**) Carlos González Martínez es profesor de Educación Secundaria de la especialidad Geografía e Historia en el IES ‘Juan Martín el Empecinado’ de Aranda de Duero (Burgos). Desde septiembre de 2016, compagina su labor docente en el Instituto y en la Universidad de Valladolid. Comenzó a utilizar el modelo de clase invertida hace poco más de 2 años y medio, y lo ha aplicado en cursos de ESO y Bachillerato. Su formación académica incluye un doctorado, las licenciaturas de Historia y Ciencias Políticas y el grado en Sociología.
(***) Gracias a la comunidad educativa de los Institutos de ‘Cigales’ en Valladolid, ‘Juan Martín el Empecinado’ en Aranda de Duero (Burgos) y ‘Canal de Castilla’ de Villamuriel de Cerrato (Palencia), por respaldar el desarrollo de este tipo de iniciativas pedagógicas innovadoras.
(****) Agradecemos la colaboración de la ilustradora Silvia Campos en la composición del presente post.

Se adhiere a los criterios de The Trust Project Más información >

Más información