Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Eneko Atxa abre un restaurante de precio medio en Bizkaia

El chef, con tres estrellas Michelin en Azurmendi, vuelve a sus orígenes con un menú basado en la cocina vasca más tradicional

Comedor con cocina a la vista del nuevo restaurante de Eneko Atxa.
Comedor con cocina a la vista del nuevo restaurante de Eneko Atxa.

Eneko Atxa practica la “filosofía del sentido común” y rigiéndose por esta doctrina acaba de abrir en Larrabetzu (Bizkaia) un nuevo restaurante más asequible que su vecino Azurmendi, en el que el chef vasco ostenta tres estrellas Michelin. Su nueva apuesta ofrece un único menú que, en su mayor parte, se basa en productos vascos de temporada. “De vuelta al origen” es el lema de este establecimiento, inaugurado en junio, con espacio para 65 personas, un comedor privado para otras 35 y con la cocina abierta para que sus clientes puedan ver qué ocurre antes de que los nueve platos de su menú, Sutan (a fuego, en euskera), lleguen a sus mesas.

Solomillo asado y crujiente de albahaca, uno de los platos del restaurante Eneko.
Solomillo asado y crujiente de albahaca, uno de los platos del restaurante Eneko.

El gran atractivo de Eneko, que así se llama el recién estrenado espacio, es su precio: 55 euros, IVA y bebidas no incluidos. Una cantidad que permitirá a muchos amantes de la gastronomía con presupuesto limitado degustar la cocina de un chef con triestrellado. Los dos menús que ofrece en Azurmendi rondan los 200 euros cada uno.

“Nuestro empeño sigue siendo la sostenibilidad. La cocina no tiene futuro sin ella. Nuestros proveedores se rigen por el mismo criterio y todo lo que producen son alimentos ecológicos, además de recuperar vegetales que habían dejado de cultivarse por no ser rentables. Intentamos crear riqueza en el entorno sin excluir a nadie”, explica Eneko Atxa (Amorebieta, Bizkaia, 1977), quien recibió su tercera estrella en 2012 a los 34 años y entonces fue el cocinero español más joven en conseguirla. Un año más tarde lo superó Dabiz Muñoz, de DiverXO, que la recibió con 33 años.

Exterior de Eneko, el nuevo restaurante del chef vasco en Larrabetzu.
Exterior de Eneko, el nuevo restaurante del chef vasco en Larrabetzu.

En Eneko, el chef vizcaíno sigue fiel a sus raíces de la cocina tradicional vasca y ofrece un menú con platos como Tomate y queso Gatzatua, Huevo de caserío, guiso de trigo y jugo de pimientos a la brasa con pan de maíz de Mungia, Merluza al sarmiento y setas o Solomillo asado y crujiente de albahaca. Pero, como apunta el cocinero —premiado por Azurmendi como el restaurante más sostenible del mundo en la lista World’s 50 Best de la revista Restaurants— “las estaciones siempre son una gran pista” cuando se trata de elaborar una carta.

“Cuando era pequeño mi madre me mandaba a comprar a la tienda de abajo y eso es ser sostenible. Mi amor por la cocina nació de mi amor por el comer. Con 14 o 15 años me enamoré de mi profesión gracias a mi abuela y a mi madre y, desde entonces, sigo aprendiendo todos los días”, asegura.

Tarta Vegetal, uno de los platos del restaurante Eneko.
Tarta Vegetal, uno de los platos del restaurante Eneko.

“Nosotros hacemos negocios románticos, pero por ese orden. Primero negocio y después, romántico”, bromea el cocinero que ha encargado a la arquitecta Naia Eguino, la misma que realizó Azurmendi, el nuevo restaurante que está al pie de la colina en la que también se encuentra la bodega Gorka Izagirre. El chef suma este proyecto al restaurante que regenta desde el pasado año en el hotel One Aldwych de Londres y al que abrirá en Tokio el próximo septiembre.