Selecciona Edición
Entra en EL PAÍS
Conéctate ¿No estás registrado? Crea tu cuenta Suscríbete
Selecciona Edición
Tamaño letra

Damien Hirst, un mito para crear el mito

'Cabeza amputada de medusa', obra de Damien Hirst.
'Cabeza amputada de medusa', obra de Damien Hirst.
El artista recrea un antiguo naufragio en una muestra en Venecia.

HÉROE Y villano, interesante a pesar de (o, quizá, por) su infatigable controversia, Damien Hirst vuelve a acaparar la atención tras años de silencio. Hasta diciembre, una puerta se ha abierto a su mundo en el Palazzo Grassi de Venecia, donde el británico (Bristol, 1965) expone sus Tesoros del naufragio del Increíble. Recurriendo a un mito para crear otro, el artista ha tomado la historia de un hundimiento en época romana como punto de partida para mostrar una serie de fastuosas obras que pretenden ser las que se perdieron en aquel barco. Algunas lo parecen, otras no resulta creíble que lo sean. Vuelve Damien Hirst en su esencia: la del ilusionista que cabalga entre lo sublime y la anécdota.

Otra apuesta de la semana:

- Siri Hustvedt, más allá de letras y ciencias: con las gafas del feminismo puestas, la autora reflexiona sobre el conocimiento humano.