Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Inmersión obligatoria

Según varios sondeos, en torno al 75% de padres catalanes preferimos para nuestros hijos un modelo trilingüe de enseñanza en catalán, español e inglés y no la inmersión monolingüe en catalán. Formo parte de esa mayoría y me indigna la actitud del Gobierno catalán. Esos políticos del “derecho a decidir” nos obligan a pasar de forma obligatoria por la inmersión. La alternativa es demencial: ir a juicios que duran años y que tú costeas, frente a una Administración que pleitea sin fin con dinero de todos. Y si, al final, consigues una sentencia positiva, te acosan para que abandones. Es lamentable que pasemos por el aro de una inmersión que rechazamos. No hay una libertad real de elección.— Andreu Moreno. (Girona).

Puedes seguir EL PAÍS Opinión en Facebook, Twitter o suscribirte aquí a la Newsletter.