Selecciona Edición
Selecciona Edición
Tamaño letra

Los hermanos Roca crean una fundación

El Celler de Can Roca busca revalidar su número uno del mundo en la gala de los 50 Best Restaurants, en Nueva York

El cocinero Joan Roca, en el Celler de Can Roca, el pasado domingo.
El cocinero Joan Roca, en el Celler de Can Roca, el pasado domingo. EFE

Los cocineros Joan, Josep y Jordi Roca han anunciado este lunes en Nueva York la creación de la Fundación Hermanos Roca, que estará dedicada a la “innovación, la difusión de conocimiento y la responsabilidad social”. La organización tendrá como sede la masía que alberga El Celler de Can Roca, en Girona, y desde allí pretenden plantar “semillas de responsabilidad, de conciencia ecológica y sostenibilidad”.

En una conferencia previa a la entrega de premios 50 Best Restaurants, en la que aspiran a revalidar el número uno que ostentan con El Celler de Can Roca (también lo consiguieron en 2013), los hermanos han explicado su nueva visión de la vanguardia en la cocina, que califican de “posmaterialista”. “Ya no es tan importante la técnica, la receta, sino lo que quiere contar el plato”, ha dicho Joan Roca. Es una evolución desde la “descontextualización de productos, técnicas y tecnologías” hacia “una revolución sensible”. En otras palabras, pasar “de la ciencia a la conciencia”.

El mayor de los tres hermanos y responsable de cocina de su restaurante ha resumido esta nueva visión en “cuanto más sostenible, sano y humano, mejor”. El proyecto de los Roca ha sido reconocido por la ONU, que ha nombrado a los hermanos embajadores de Buena Voluntad. “El mandato es claro: no dejar a nadie sin acceso a comida sana y nutritiva. Defender democracia ecológica. Cocinar para una sociedad más igualitaria”, ha explicado Josep, el sumiller. “Quizás sea una quimera, pero nadie nos va a arrebatar el sueño”, ha añadido. Los cocineros compatibilizarán el trabajo de la fundación con la cocina en el restaurante

Los hermanos aseguran que no quieren ser solo embajadores de foto, y ya están trabajando en Nigeria en un proyecto para mejorar la conservación de los alimentos con técnicas tradicionales y económicas que pueden reducir el desperdicio de comida. El 14 y 15 de julio viajarán al país africano para supervisar la iniciativa. Trabajan también en un proyecto en la costa del pacífico mexicana, en el que forman a mujeres que hacen cocina tradicional para poder ayudarlas a entraren el sector turístico.

"¿Ahora estamos haciendo vanguardia?", se ha preguntado Joan Roca. “Lo dirá el futuro. Lo que es seguro es que estamos en guardia en creatividad, en innovación. Lo que es seguro es que mantenemos la curiosidad, el atrevimiento y el conocimiento”, ha afirmado.

Felipe VI y doña Letizia entregan en 2013 a los hermanos Roca una placa de reconocimiento tras ser elegido su restaurante como el mejor del mundo.
Felipe VI y doña Letizia entregan en 2013 a los hermanos Roca una placa de reconocimiento tras ser elegido su restaurante como el mejor del mundo. EFE

El restaurante catalán tiene dos grandes rivales para alzarse de nuevo como el mejor restaurante del mundo, la Osteria Francescana, en Módena (Italia), y el Noma, en Copenhague (Dinamarca), que fueron, respectivamente, el segundo y el tercero en la clasificación de 2015. Otros seis restaurantes españoles se juegan seguir en los 50 primeros de la lista 2015: Mugaritz (6); Asador Etxebarri (13); Arzak (17); Azurmendi (19); Quique Dacosta (39), y Tickets (42). Hace unos días, ya se publicaron los puestos 55 a 100, entre los que se encontraron el restaurante Nerua en el puesto 55, Martín Berasategui, en el 59, y DiverXO (79).

La lista de los 50 Best Restaurants se publica desde hace 15 años como un proyecto de la revista británica Restaurant Magazine y se ha convertido en una de las citas anuales más importantes de la gastronomía mundial. La ceremonia de 2016 se celebra este lunes en el restaurante Cipriani Wall Street de Nueva York, donde se leerán del 50 al 1 los nombres de los mejores restaurantes del mundo.

Más información