Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra
CARTAS AL DIRECTOR

El aviso de la OMS sobre la carne

Sentí gran alegría por ver al fin en titulares una alerta sobre los peligros del consumo de carne y sus derivados. Que la OMS se decida a publicar el potencial cancerígeno de la carne procesada indica que tienen evidencias estadísticas fuera de toda duda. Ahora la industria responde que ve “inapropiado” vincular el consumo de carne procesada con el cáncer. Pero no parece que la OMS ni la industria estén abordando la raíz de esta situación: ¿por qué no se habla del tipo de pastos y piensos que comen los animales?, ¿de sus condiciones de vida? Los pastos y piensos están llenos de insecticidas, productos químicos diversos, semillas transgénicas; a los animales les suministran hormonas y antibióticos; viven, se reproducen y mueren en unas condiciones que deberían causarnos repugnancia y horror. Si todo esto cambiara y nos instaláramos en un respeto elemental hacia los demás seres vivos, quizá comeríamos menos raciones de carne, entre otras razones porque sería más cara, pero seguro que dejaba de ser cancerígena. Estar en la cúspide de la pirámide alimenticia del planeta implica que incorporamos a nuestro organismo todos los venenos acumulados en toda la cadena, y todos somos responsables.— Isabel Vázquez Salinas.

Puedes seguir EL PAÍS Opinión en Facebook, Twitter o suscribirte aquí a la Newsletter.