Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Gallardón: "El Gobierno ataca a Madrid por la contaminación porque hay elecciones"

El alcalde interpreta la política que incentiva los coches diésel del Gobierno como "un ataque a Madrid".- Asegura que Merkel es "más solidaria con el Gobierno" que Zapatero con los ayuntamientos

El alcalde de Madrid, Alberto Ruiz-Gallardón, ha cargado esta mañana contra el Gobierno por sus críticas a la "pésima calidad del aire" en la capital, en palabras de la ministra de Medio Ambiente, Rosa Aguilar. En la misma línea de defensa que ya usa la delegada de Medio Ambiente, Ana Botella, el alcalde ha sostenido que la política fiscal y de subvenciones a los vehículos diésel adoptada por el equipo de José Luis Rodríguez Zapatero es "una estrategia del Gobierno para atacar a Madrid". Y, justamente lo hace ahora, ha remachado, "porque hay elecciones".

En la capital se registran altos niveles de dióxido de nitrógeno (NO2) -44 microgramos por metro cúbico de media anual en 2010, cuando Europa marca un máximo de 40- y los coches diésel son los principales emisores de N02: escupen al aire hasta seis veces más partículas nocivas que los de gasolina. El Gobierno incentiva la compra de vehículos diésel -un 75% en Madrid- a través del Impuesto Especial sobre Hidrocarburos y el de Matriculación, lo que le convierte en un "antiguo" para Gallardón "porque sigue pensando únicamente en la contaminación por CO2, que cumplen la mayoría de las ciudades, y favorece fiscalmente la emisión de NO2".

"Es la mejor calidad del aire que ha tenido Madrid en toda su historia"

No quiere ser "cruel" con Aguilar

"Todo el mundo sabe que el Gobierno de España ha tomado una decisión clara, que es hacer política contra el Ayuntamiento de Madrid", ha arremetido Gallardón en la rueda de prensa posterior a la Junta de Gobierno. En este punto, ha enlazado la polución con la crisis de la deuda, ya que a su juicio antes atacaba a Madrid Elena Salgado -al no permitir a Madrid refinanciar la deuda- y ahora lo hace Aguilar. "Antes nos lanzó a la ministra de Economía, ahora nos lanza a la ministra de Medio Ambiente y no sabemos cuál va a ser el próximo miembro del Gobierno que va a entrar en campaña", ha dicho Gallardón, que ha considerado esta política "equivocada", porque "utilizando como elementos electorales a los miembros del Gobierno no le están haciendo un favor a Lissavetzky", candidato del PSM a la Alcaldía.

Gallardón ha respondido así a la ministra Aguilar, que el martes criticó al Ayuntamiento por "hacerse trampas al solitario", en referencia a la decisión, tomada a primeros de año, de cambiar de sitio algunas de las estaciones medidoras de la polución, precisamente las que arrojaban datos más altos, y eliminar otras. Botella alega que no se trata de un ardid sino que lo hace para cumplir las directrices europeas. Aguilar tildó de "pésima" la calidad del aire en Madrid y añadió que "afectado a las personas" -un estudio médico publicado en EL PAÍS alertaba de que la contaminación de los diésel está elevando la mortalidad en la capital-, por lo que reclamó al Ayuntamiento que tomara "medidas urgentes" como la reordenación del tráfico, más transporte público y la peatonalización de algunas zonas.

A Aguilar le ha dicho que no quería ser "cruel" ofreciendo los datos de Córdoba cuando ella era alcaldesa, pero sí ha comentado que no le parece razonable que incurra en una contradicción, "desautorice a su predecesora" y "se produzca una división interna" en su departamento, en referencia al informe favorable que el ministerio emitió el 18 de mayo de 2009, siendo ministra Espinosa, a la propuesta del Ayuntamiento de Madrid para adaptar la red de medición a la directiva europea en esta materia.

"Tenemos las medidas adecuadas"

El alcalde del PP ha añadido que Madrid tiene en la actualidad "la mejor calidad del aire que ha tenido en toda su historia" desde que existen mediciones y lo ha achacado a la "serie de medidas extraordinariamente importante" que ha adoptado el Ayuntamiento, desde la ampliación del Metro al soterramiento de parte de la M-30, pasando por la ampliación del estacionamiento controlado SER y la peatonalización de nuevos zonas como Fuencarral y la Red de San Luis. "Madrid también lucha contra la contaminación fomentando la compra de vehículos híbridos y eléctricos mediante excepciones fiscales", ha añadido. Para Gallardón, no es de recibo que el Gobierno critique a Madrid cuando no adopta en esta materia las medidas que debería.

"Tenemos las medidas adecuadas para poder combatir la contaminación y somos una de las ciudades que mejores resultados tenemos en la lucha contra la contaminación", ha dicho el alcalde, que ha insistido en que no establecerá medidas como un peaje para la entrada de vehículos a la ciudad -como el de Londres- porque generaría más desempleo. En cambio, ha recordado que Madrid dispone de una normativa que faculta al Ayuntamiento para establecer medidas que limiten la circulación de vehículos, e incluso su acceso a la ciudad, en supuestos de una gran contaminación -que no se han registrado aún-.

A preguntas de los periodistas, Gallardón ha vuelto a hablar de la deuda, uno de los temas en la agenda de la visita a España que realiza hoy la canciller alemana. Según el alcalde, Angel Merkel "será más solidaria" con el Gobierno de España de lo que Zapatero es con los ayuntamientos. A juicio de Gallardón, si Europa obligara a Zapatero a aplicarse las restricciones a la refinanciación de la deuda que su gobierno ha impuesto a los ayuntamientos, "mañana no podría pagar la nómina de los funcionarios del Estado".

González se opone a penalizar el tráfico privado

El vicepresidente regional, Ignacio González, ha dicho que el problema de la contaminación no se soluciona "a costa de penalizar" a los que eligen el transporte privado para moverse por el centro y que ya se están tomando otras medidas tan eficaces como esa.

Para el número dos del Gobierno regional, "parece que algunos -en referencia a Aguilar- tienen excesivo ánimo de acabar con la capacidad de que los ciudadanos puedan elegir el tráfico privado como medio de transporte" para moverse por Madrid lo que, en su opinión, significa "penalizar" a quienes prefieren desplazarse de esta manera.

Mariño defiende la calidad de aire en Madrid

La consejera de Medio Ambiente, Vivienda y Ordenación del Territorio, Ana Isabel Mariño, ha defendido hoy que la calidad del aire en la Comunidad de Madrid es "relativamente buena" y ha calificado de "sectarias" las declaraciones de Aguilar.

Según Mariño, la calidad del aire en Madrid es "relativamente buena, por no decir bastante buena, teniendo en cuenta que somos una ciudad muy urbanita y con mucha presión de la economía", ha dicho.

Más información