Selecciona Edición
Selecciona Edición
Tamaño letra

La Guardia Civil detiene a 25 personas por las protestas contra el ATC en Zarra

Deberán comparecer mañana para un juicio rápido por supuestos delitos contra la seguridad del tráfico, desobediencia y desórdenes públicos

La Guardia Civil ha detenido hoy a 25 personas, incluido el alcalde de Ayora (Valencia), Manuel López, acusados de delitos contra la seguridad del tráfico, desobediencia civil y desórdenes públicos durante los actos de protesta de la semana pasada contra la posible instalación del almacén temporal centralizado (ATC) en Zarra. Según fuentes de la Plataforma Contra el Cementerio Nuclear y de Greenpeace, los detenidos han sido puestos en libertad después de que los agentes les tomaran una fotografía y las huellas dactilares en el cuartel. Todos ellos han sido citados para un juicio rápido que tendrá lugar mañana a las 09.30 horas en los juzgados de la vecina localidad de Requena.

Desde la plataforma han explicado que el primer detenido ha sido el alcalde de Ayora, el socialista Manuel López, y que la Guardia Civil les ha informado de que serán detenidas a lo largo del día de hoy "más de 100 personas". López fue el primer detenido, a las 11 de la mañana. La Guardia Civil acudió al colegio en el que trabaja como profesor de música para comunicarle que se trasladara urgentemente al cuartel, donde se le tomó declaración.

Los agentes han identificado a los detenidos a través de las fotos de las protestas, según la plataforma, ya que la mayoría de los arrestados son "vecinos de Ayora, donde todo el mundo se conoce", y también son "los que estaban a la cabeza de las pancartas" en las diferentes protestas y cortes de carretera de la semana pasada. Entre ellos se encuentra una mujer de 72 años.

Las protestas comenzaron tras conocerse el informe del Ministerio de Industria que sitúa a Zarra en el primer lugar de la lista de candidatos a albergar la infraestructura. El Gobierno ha aplazado la decisión y no ha fijado plazos para tomarla.

Desde la plataforma se han mostrado "tranquilos", puesto que creen que la finalidad de las detenciones es "asustar" a los manifestantes para que detengan los actos de protesta contra la instalación del almacén en Zarra.

Por su parte, el responsable de la campaña antinuclear de Greenpeace, Carlos Bravo, ha señalado que la organización ecologista ha puesto en marcha una "ciberacción" urgente para pedir al delegado del Gobierno en la Comunidad Valenciana, Ricardo Peralta, "que se retiren inmediatamente las acusaciones contra todos ellos".