_
_
_
_
_

El nuevo Congreso argentino rechaza el presupuesto para 2022

El oficialismo y la oposición negociaban aplazar la sesión para introducir cambios, pero un duro discurso de Máximo Kirchner decantó la votación

Presupuesto 2022 Argentina
La Cámara de Diputados durante el debate, este viernes en Buenos Aires.Matías Baglietto (Getty Images)

El Gobierno de Alberto Fernández sufrió este viernes una dura derrota política. La Cámara de Diputados rechazó el Presupuesto 2022, considerado clave para la negociación en curso con el Fondo Monetario Internacional (FMI) por la reestructuración de la deuda. Después de más de 20 horas de debate en las que el oficialismo buscó consensuar cambios, la oposición terminó por decantarse en contra después de un duro discurso del diputado Máximo Kirchner. Por 132 votos en contra, 121 a favor y una abstención, la Cámara Baja rechazó el proyecto presentado por el Ejecutivo peronista.

La sesión arrancó en la tarde del jueves sin que el Gobierno tuviera los votos necesarios para la aprobación del presupuesto. Sin embargo, confiaba en obtenerlos a lo largo de la sesión. Los negociadores oficialistas habían transmitido a los distintos bloques opositores que el rechazo del presupuesto complicaba el acuerdo con el FMI. Con el paso de las horas, las diferencias se mantenían, pero parecía haber acuerdo en devolver el presupuesto a comisiones para modificar algunos números y aplazar así el debate hasta la semana que viene.

El diálogo se rompió cerca de las diez de la mañana, con la intervención de Máximo Kirchner, hijo de los presidentes Néstor Kirchner y Cristina Fernández. “Me llama poderosamente la atención el comportamiento que están teniendo ante una situación gravísima cuando endeudaron este país cuando en 44.000 millones de dólares”, lanzó Kirchner a los diputados de la coalición opositora Juntos por el Cambio (JxC), en referencia a la deuda con el FMI adquirida bajo la presidencia de Mauricio Macri. “Yo los escuché. Aprendan a escuchar, aprendan a escuchar, aprendan a escuchar, aprendan a escuchar, aprendan a escuchar, aprendan a escuchar”, continuó Kirchner ante un hemiciclo en el que sus palabras se mezclaban con los abucheos de diputados opositores.

“El presidente se comprometió a enviar el acuerdo con el FMI al Congreso. Ojalá que en el pasado tamaño endeudamiento hubiese pasado por este Congreso para cuidar nuestra democracia. Quizás fue la cobardía que no hayan mandado el proyecto acá. Votemos por sí o por no, y terminemos con el show”, desafió Kirchner al Congreso que asumió hace una semana.

Sus declaraciones tuvieron un efecto inmediato. Con un enfado visible, el diputado de Juntos por el Cambio Cristian Ritondo anunció que iban a acompañar la decisión de devolver el proyecto a comisiones para modificarlo, pero después de escuchar a Kirchner habían decidido votar en contra. “Si quieren gobernar dialoguen, no lo digan en la campaña. Cuando ganan no dialogan y cuando pierden tampoco”, remató. El nuevo Congreso surgido de la derrota electoral oficialista en las urnas el pasado 14 de noviembre está dominado por una casi paridad de fuerzas entre el gobernante Frente de Todos (118 diputados) y el mayor bloque opositor, JxC (116).

Las estimaciones hechas para el Presupuesto 2022 presuponían que el país sudamericano alcanzará en los próximos meses un acuerdo con el FMI. De no ser así, Argentina debe hacer frente el próximo año vencimientos de deuda por 19.000 millones de dólares, una suma a la que no puede hacer frente.

Ante la derrota legislativa, el presidente Alberto Fernández tiene la opción de prorrogar el presupuesto actual por decreto. El trámite ya no puede pasar por el Congreso.

Suscríbase aquí a la newsletter de EL PAÍS América y reciba todas las claves informativas de la actualidad de la región

Regístrate gratis para seguir leyendo

Si tienes cuenta en EL PAÍS, puedes utilizarla para identificarte
_

Más información

Archivado En

Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS
_
_