Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

La Autoridad Fiscal no se cree el programa de estabilidad porque los gastos están infravalorados

La Airef apunta que las últimas subidas de pensiones alejan el cumplimiento de los objetivos de déficit público

Integrantes de la AIref
Integrantes de la AIref

El dibujo presupuestario que España envió a Bruselas no convence a la Autoridad Fiscal (Airef). El organismo encargado de velar por la sostenibilidad de las finanzas públicas cree "improbable" que se cumpla la senda presupuestaria esbozada por el Ejecutivo en el Programa de Estabilidad 2018-2021 remitido a la Comisión Europea para comprometer las medidas con las que combatirá el déficit y la deuda pública.

Improbable cumplir el déficit

La Autoridad Independendiente de Responsabilidad Fiscal advierte de que los gastos públicos están infravalorados. "Es muy improbable que se realice la reducción del gasto del 2,4% del PIB prevista en la actualización del programa de estabilidad". Y apunta a algunas razones que influirán en el mayor crecimiento de los gastos de los que proyecta el Gobierno. "Las medidas contempladas en el proyecto de Presupuestos y las incorporadas en el trámite parlamentario dificultan dicho resultado", remarca. Se refiere a la última subida de las pensiones del 1,6% para este año y el 1,5% para 2019, a raíz del acuerdo entre el PP y el PNV para conseguir el apoyo de los nacionalistas vascos a los Presupuestos que aún se tramitan en el Congreso.

Entre los obstáculos que detecta en el lado de gastos se encuentra la subida del sueldo a los funcionarios en los próximos tres años después del acuerdo entre los sindicatos de la función pública y el Ejecutivo. Según la Airef, el incremento del gasto por la subida del sueldo a los empleados públicos será mucho mayor de los estimado por Haciena.

En este sentido, la Airef considera "improbable" cumplir con la senda de déficit público para el periodo 2018-2021, disminiyendo la probabilidad a medida que avanza el periodo.El Gobierno de Rajoy proyecta una reducción del déficit del 3,2% en el periodo desde un déficit equivalente al 3,1% en 2017 a un superávit del 0,1% en 2021. La mayor parte del ajuste, según las estimaciones oficiales, proceden de reducción del gasto (2,4 puntos). "Algo que resulta muy improbable a la luz del análisis de la Airef", sostiene la institución. Hay que recordar que el ajuste de gasto no suponen nuevos recortes, si no que se congelan o limitan su crecimiento por debajo del crecimiento nominal del PIB. De esta forma, las partidas de gasto cada vez representan menos en la tarta de la economia.

Aunque la Airef opina que las perspectivas de ingresos y recaudación dibujadas por el Gobierno en el Programa de Actualidad se pueden cumplir, subraya que en sus cálculos no ha tenido en cuenta las aportaciones de la tasa Google, el nuevo impuesto a las tecnológicas avanzado por Hacienda. La Airef sostiene que no es que este impuesto no está maduro si no que ni siquiera está diseñado.

La institución presidida por José Luis Escrivá valida los supuestos macroeconómicos que el Gobierno elabora para construir la evolución presupuestaria. No obstante, observa algunos riesgos como el incremento de los precios del petróleo o el cambio en la orientación de la política monetaria, con próximas subidas de tipos de interés en el horizonte. Aún así, la organización consdiera prudente la evolución prevista del consumo privado.