Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Sin acuerdo en la Lei do Solo por el escollo de Touriñán

Los grupos parlamentarios cerraron ayer la ponencia de la reforma de la Lei do Solo sin ponerse de acuerdo en el obstáculo de última hora, el artículo que, según el PSdeG, pretende dar cobertura legal a la planta piscícola de Pescanova en Touriñán. Ni el PP presentó una redacción alternativa, ni la dirección socialista aceptó la que le trasladó su diputada Mar Barcón tras la larga reunión del miércoles, negociada con los populares. Tal y como anunciaba Barcón la víspera, Touriñán impidió cerrar el acuerdo.

Pese a las discrepancias sobre este artículo, en el que se citan las piscifactorías entre los usos admitibles en suelos rústicos de especial protección de espacios naturales, el consenso reinó en la transacción del resto de enmiendas socialistas. Principalmente, en las que modifican las amnistías de casas y naves industriales construidas sin licencia. Las enmiendas serán sometidas a votación en comisión el próximo lunes. La reforma de la Lei do Solo de 2002, la cuarta desde que entró en vigor, quedará así lista para su aprobación definitiva por el pleno del Parlamento una semana después.

Las diferencias respecto al artículo 39 alimentan las posibilidades de que los socialistas finalmente se desmarquen de la reforma legislativa con una abstención, a pesar del acercamiento al PP en su propuesta de pacto por el territorio. El BNG, único grupo que presentó enmienda a la totalidad, votará en contra.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Viernes, 12 de marzo de 2010