Valls: "Queremos transparencia total"

La Seguridad Social destapó las condiciones del letrado Manuel Pons a raíz del larguísimo tira y afloja que arrastraba con MC Mutual (y con su asesor jurídico, que mantuvo algunas tensiones con la Seguridad Social) de resultas de un espectacular y gigantesco centro de rehabilitación en Cabrils (Maresme), que era propiedad de Midat y que heredó la nueva mutua fusionada. Trabajo no le ve sentido a que una mutua de accidentes de trabajo tenga un complejo de este tipo y le exige que se desprenda de él. "Yo tampoco le veo sentido y una de mis primeras decisiones como presidente fue cerrar las instalaciones", explica Miquel Valls. El centro tiene, además, un coste de mantenimiento y seguridad. "Estamos a la espera de instrucciones precisas de Trabajo sobre el procedimiento que quiere seguir". Valls sugiere una subasta pública, porque es "el mecanismo más transparente, ya que nosotros queremos transparencia total". Niega que haya habido una petición formal de Trabajo de que el centro de Cabrils se venda. "En los últimos meses estuvimos negociando la parte del centro que correspondía al patrimonio histórico de la mutua". Ambas partes han pactado que la entidad se quedará con un 1% de lo que se obtenga, en contra de una sentencia anterior que le daba el 8,5%. El resto, para la Seguridad Social.

* Este artículo apareció en la edición impresa del viernes, 06 de noviembre de 2009.

Archivado En:

Te puede interesar

Lo más visto en...

Top 50