_
_
_
_
Las colecciones

Erotismo y sexo entre espías y en conventos

¿Qué une a El interior del convento, de Walerian Borowczyk, película que hoy se entrega con EL PAÍS, con la que se entrega mañana, Ópalo de fuego, de Jesús Franco (ambas por un euro)? El atractivo de lo prohibido y oculto. La primera está basada en una novela de Stendhal y narra los deseos reprimidos de las novicias de un convento. Un lugar donde, como dicta la lógica del cine erótico, casi ninguna consigue controlarlos.

En la cinta de Franco, lo encubierto es la doble vida de dos jóvenes francesas, ambas espías, que cuando el cuerpo se lo pide, mantienen relaciones lésbicas. Su última misión: realizar números eróticos en un night club, que parece ser la tapadera de un negocio de trata de blancas. La película es un thriller erótico, morboso y a ratos cómico, con una muy buena interpretación de la musa y compañera de Franco, Lina Romay.

Toda la cultura que va contigo te espera aquí.
Suscríbete

Babelia

Las novedades literarias analizadas por los mejores críticos en nuestro boletín semanal
RECÍBELO

Regístrate gratis para seguir leyendo

Si tienes cuenta en EL PAÍS, puedes utilizarla para identificarte
_

Archivado En

Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS
_
_