Premiado un proyecto para construir casas con un derivado del bambú

La Fundación Altran para la Innovación ha premiado al graduado en Administración del Medio Ambiente por la Universidad del País Vasco, Francisco Gallo Mejía, por un proyecto de construcción de viviendas, que utiliza derivados del bambú que permiten absorber el dióxido de carbono de la atmósfera. El premio está dotado con 16.000 euros destinados al desarrollo del proyecto.

Las fibras de bambú son utilizadas para el desarrollo de paneles y elementos aglomerados que reemplazan o complemetando los materiales de construcción ordinarios. De esta forma se permite el crecimiento del bambú preservando la tierra y la captura de dióxido de carbono. "El compuesto resultante almacena el carbono absorbido por el bambú y el proceso de producción se lleva a cabo con menos consumo de energía y agua, si se compara con industrias de la madera, el metal, los ladrillos y el hormigón", asegura el jurado.

El premio también destaca la ambición del proyecto por su apoyo al desarrollo de una industria local sostenible, fomentando la economía local a lo largo de todo el ciclo de producción. Gallo desarrolla en la actualidad el doctorado en Asentamientos Humanos y Actividades Económicas y en Forma Espacio y Materia en Arquitectura. Anteriormente ha trabajado como profesor e investigador en la Universidad Tecnológica de Pereira.

Lo que más afecta es lo que sucede más cerca. Para no perderte nada, suscríbete.
Suscríbete

Archivado En

Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS