Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Montilla pide a los sindicatos que no asusten a las multinacionales

Nissan confirma que presentará el ERE la semana que viene

En plena ola de reestructuraciones y despidos, y un día después de que el Gobierno catalán aprobara el expediente de regulación de empleo (ERE) temporal de Seat para 4.500 trabajadores hasta julio del año que viene, el presidente de la Generalitat, José Montilla, lanzó un claro mensaje a los sindicatos: que sean flexibles para que las empresas sean competitivas, que no asusten a las multinacionales.

De la misma manera que "no es el momento de aplicar las recetas de la derecha de siempre, como bajar impuestos y recortar los servicios sociales", Montilla advirtió: "Será muy difícil que alguien invierta en proyectos empresariales sin futuro, en sociedades y países poco dinámicos y poco flexibles, en mercados laborales conflictivos".

"Será muy difícil que alguien invierta en países conflictivos y poco flexibles"

Montilla eligió para hacer estas declaraciones la cena del 30º aniversario del PSC en el Baix Llobregat, una comarca obrera y de sindicalismo fuerte, castigada por las crisis de la década de 1980 y del año 1993 y "que sabe lo que es afrontar dificultades". Las realizó como primer secretario del PSC, aunque también se refirió a la actuación del Gobierno catalán. "Ya hace meses que estamos tomando medidas y todavía tomaremos más", dijo.

Los sindicatos acusan a la Generalitat -el miércoles convocaron una manifestación con más de 10.000 personas- de no hacer nada para proteger a la industria catalana y el empleo, y de inoperancia en las negociaciones con Nissan para que el fabricante japonés renuncie a sus planes de despedir a 1.680 trabajadores y concrete un proyecto para Barcelona.

El líder de los socialistas catalanes recordó que, en un mundo cada día más abierto y globalizado, "el trabajo fijo para toda la vida, como lo conocimos durante muchos años, cada vez es menos posible" y que ahora "se trata de luchar por el empleo digno, antes de pensar en tal o cualse puesto de trabajo concreto".

En opinión del presidente de la Generalitat, "hay que crear riqueza para mantener, mejorar y hacer crecer lo que genere beneficios económicos, sociales y profesionales para todo el mundo". Y eso sólo se consigue, a su juicio, con la "concertación, no con el conflicto".

"Se trata", reiteró Montilla, "de trabjar para la concertación de intereses" para "asegurar que Cataluña siga siendo un lugar donde valga la pena invertir, trabajar y vivir". "No defenderemos bien el empleo en Cataluña si no tenemos empresas competitivas y planes de futuro. El trabajo sólo es posible con empresas sólidas, de futuro y rentables", añadió.

El presidente también mandó un recado a las empresas: "No permitiré que nadie se aproveche de la crisis para cerrar o despedir sin justificación". Pero quiso curarse en salud: "Ahora hay que hacer política, tomar decisiones valientes. No es el momento de hacer demagogia, sino de llegar a acuerdos para sacar adelante el país".

Nissan ratificó ayer que presentará el ERE la semana que viene, tras una reunión con los sindicatos convocada por la consejera Mar Serna. Las centrales acusaron a la empresa de dejar Barcelona sin futuro y de desviar producción a Japón.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Sábado, 8 de noviembre de 2008