Selecciona Edición
Entra en EL PAÍS
Conéctate ¿No estás registrado? Crea tu cuenta Suscríbete
Selecciona Edición
Tamaño letra
64ª FERIA DEL LIBRO DE MADRID

Escritores y lectores apuran las últimas horas de la feria, que cierra hoy sus puertas

Largas colas de entusiastas seguidores en la caseta donde firmaba Joaquín Sabina

Editores y libreros coinciden en que el tercer fin de semana de la Feria del Libro es siempre el de menos afluencia de público. Esta edición no ha sido la excepción, pero ayer costaba abrirse paso entre la gente. Sobre todo a la altura de la caseta de Crisol, donde unas vallas y seguridad privada ponían orden a la cola de decenas de lectores -algunos aguardaban desde hacía dos horas- para que Joaquín Sabina les dedicase su último libro, Versos satíricos (Ediciones B), que recoge los poemas que el cantante publica cada semana desde hace un año en su columna 'Esta boca es mía' en la revista Interviú.

"Han debido de poner las vallas para que no pase lo de Carrillo", se reía Sabina recordando la agresión fascista al político comunista hace unas semanas.

La media, más de 170 libros firmados a la hora. "No se me escapa que los que menos están firmando son los que realmente lo merecen. Son los genios incomprendidos", argumentó el artista con modestia. Para cuando acabase de firmar, si es que le dejaban, tenía previsto "hacer una ronda para ver a estos genios". "No sé quién estará hoy", reconoció, "lo que más me gustaría es ver a Ana María Matute". La escritora, que el viernes recibió un homenaje del Grupo Planeta, no ha firmado libros este año y eso que acaba de publicar su Trilogía medieval (La torre vigía, Olvidado rey Gudú y Aranmanoth). "Es que ya tengo casi 80 tacos", dijo hace unos días.

Sabina dijo que quiere seguir colaborando con Interviú: "Nunca pensé que tendría la disciplina de escribir cada semana versos sobre la actualidad". En los ripios pasa lista a José Luis Rodríguez Zapatero; Pilar Manjón, "La viuda de los trenes"; Beckham (al que dedica unos consejos colchoneros); a los príncipes de Asturias; a Pablo Neruda...

Joaquín Sabina firmará hoy en la caseta de Visor. "Tengo un libro en prensa, Cartas a vuelta de correo, de la editorial Visor", contó. En él escribe, entre otros, al llamado subcomandante Marcos, Fito Páez o Silvio Rodríguez. Y pronto editará también un libro de conversaciones escrito con Javier Sánchez Flores. Al lado de Sabina, con una cola mucho menor, dedicaba libros la premio Planeta de este año, Lucía Etxebarría (Un milagro en equilibrio), y la periodista Cristina Morató su libro Las damas de Oriente. Parecían desde el principio resignadas al protagonismo del cantautor, al que los fans no dejaron de hacer fotos. Quien tampoco paró de firmar fue Julia Navarro, no sólo la novela de este año, La biblia de barro, sino también la anterior, La hermandad de la Sábana Santa (Plaza & Janés)

Como cada fin de semana, las casetas se llenaron de escritores. Pedro Zarraluki dedicó ejemplares de Un encargo difícil (Destino), con la que ganó el último Premio Nadal. Y junto a él, el finalista, Nicolás Casariego, con Los cazadores de luz. Firmaron también Ángel González, Carmen Alborch, Pilar Bardem, Julio Llamazares, Antonio Gómez Rufo, Javier Marías, Diego Galán, Blanca Riestra, Fernando García de Cortázar y Ramón Buenaventura, entre otros muchos autores.

En la feria el ambiente es siempre festivo, pero también hay espacio para las reivindicaciones. La asociación de vecinos de Carabanchel Alto, por ejemplo, ha recorrido el paseo de Coches del Retiro recogiendo firmas para que no les cierren la biblioteca de la Casa de Cultura García Lorca. Explicaron que el Ayuntamiento alega no tener personal para mantenerla abierta.

Tampoco los libreros andan demasiado contentos. La iniciativa de un periódico de convocar un intercambio de libros en Casa de Vacas, con el apoyo del Ayuntamiento de Madrid, justo en el último fin de semana de la feria, les parece "competencia desleal", según dijo ayer la presidenta de la feria, Purificación Prieto, que ha enviado una carta de protesta a la concejala Alicia Moreno.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Domingo, 12 de junio de 2005