Fomento destina 1.090 millones a la inversión ferroviaria en Andalucía, un 78% más que en 2004

Renfe incorporará de modo progresivo nuevos trenes que amplían las plazas de los regionales

El gasto conjunto del Ministerio de Fomento, Renfe Operadora y el nuevo gestor estatal Adif en inversiones ferroviarias en Andalucía superará en 2005 los 1.090 millones de euros. Según Fomento, este gasto es sensiblemente mayor al presupuestado por el anterior Gobierno para el año pasado, unos 612 millones. El incremento de la inversión, un 78% más, beneficiará a la construcción de líneas de Alta Velocidad. Pero, proporcionalmente, será más intenso aún en las líneas de transporte convencional y de cercanías.

El nuevo Gobierno central (PSOE) ha intensificado la apuesta por las líneas de alta velocidad que ya esbozara el anterior Ejecutivo (PP). Una política de la que se beneficiará especialmente Andalucía este año, conforme a lo establecido en los Presupuestos Generales del Estado. La inversión en líneas de alta velocidad se elevará a 827,5 millones de euros, 324 millones más que lo aprobado en 2004. La mayor parte del dinero irá a la línea AVE Madrid-Málaga, que utilizará las vías del AVE Madrid-Sevilla hasta 2004 y que, como éste, será uno de los pocos corredores ferroviarios (En España sólo hay cuatro previstos, según el nuevo plan de Fomento) dedicados exclusivamente a transporte de pasajeros, lo que permitirá desarrollar velocidades mayores. El Ministerio quiere llevar el AVE a Málaga en poco más de dos años.

Las otras partidas presupuestarias incluidas en alta velocidad hacen referencia al tramo Bobadilla-Granada y al Granada-Almería, donde Fomento quiere construir un servicio de altas prestaciones, donde alternar trenes de mercancías y de pasajeros en las máximas velocidades que permita la técnica (en cualquier caso, por encima de los 200 kilómetros por hora). De acuerdo con Fomento, la Junta complementará estas obras con el desarrollo del tramo Bobadilla-Sevilla, que permitirá mejorar sensiblemente la velocidad de transporte en el eje ferroviario transversal (Sevilla-Granada) y, por extensión, la conexión férrea con el resto de capitales andaluzas. La Junta prevé gastarse 54 millones de euros este año en esas obras, dentro de una partida global de 500 millones en cinco años, la mayor inversión en ferrocarril de un gobierno autonómico.

La mayor diferencia con respecto al anterior Gobierno central, sin embargo, se observa en el dinero destinado a las líneas convencionales y a cercanías. Según informó ayer Fomento a la agencia Europa Press, la inversión en líneas de cercanías se duplicará en Andalucía, con una dotación de 116,2 millones, 59,5 millones más que en 2004. En cuanto a la red convencional, Andalucía contará con una dotación de 146,43 millones, lo que supone un incremento de 93,8 millones, un 178% más que en 2004.

Por otra parte, la antigua Renfe sustituirá de forma progresiva los TRD Sevilla-Granada-Almería y Sevilla-Málaga. Un contrato con el fabricante CAF permitirá la construcción de 21 trenes para trayectos regionales en todo el Estado. Estos nuevos trenes, que cuestan 4,6 millones cada uno, amplían de 124 a 188 las plazas de los actuales TRD.

* Este artículo apareció en la edición impresa del sábado, 08 de enero de 2005.

Lo más visto en...

Top 50