Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Gregorio Salvador alerta sobre los daños que causa el bilingüismo

El vicedirector de la Real Academia Española (RAE), Gregorio Salvador, afirmó ayer en la Universidad Internacional Menéndez Pelayo (UIMP), en Santander, que las lenguas "están para entenderse, no para diferenciarse", y advirtió de que el bilingüismo está provocando un deterioro del castellano en algunas comunidades autónomas españolas. "Hay gente que empieza a hablar mal el castellano en determinadas regiones donde lo hablaban muy bien y lo escribían muy bien", declaró Salvador en una conferencia de prensa. El académico dijo que en las comunidades autónomas bilingües hay personas que "hablan una lengua mezclada o contaminan la suya", lo que "acaba estropeando las dos".

Gregorio Salvador aseguró que los nacionalismos están provocando que parte de la población pierda "su lengua propia, que es el castellano", y calificó de "desdeñables" los "mundos pequeños generados alrededor de señas de identidad rebuscadas y de falsedades históricas más o menos aceptadas".

"No se puede dejar la segunda lengua del mundo por una lengua pequeña", señaló el vicedirector de la RAE, quien elogió el papel del idioma común para propiciar el "entendimiento colectivo" y no para diferenciarse del resto ni como signo de identidad.

Salvador destacó que el uso del español en Hispanoamérica se ha considerado como un "lazo de unión que no debe perderse" y alabó la riqueza lingüística de los hablantes del español en América, algo que achacó a que allí ha habido "una mayor atención y un mayor cuidado" en su enseñanza. Quitó importancia al fenómeno del spanglish que, en su opinión, no pasa de ser "lo que hablan los inmigrantes que no acaban de hablar inglés".

Los "puristas irritables"

El académico contó que antes de fin de año se publicará el Diccionario Panhispánico de Dudas y pronunció la lección inaugural de los cursos de formación para profesores de Secundaria de la Universidad Internacional Menéndez Pelayo, sobre el uso de la lengua en los medios de comunicación. Defendió la utilización del español que se hace tanto en la prensa como en los medios audiovisuales ya que "las caídas que se detectan son tropiezos anecdóticos".

Salvador criticó a los "puristas irritables que censuran desde la misma prensa las impropiedades idiomáticas" que aparecen en los medios y dijo que en éstos "no se maltrata el idioma, como afirman lectores cascarrabias o dómines de ocasión". "Lo normal es que el periódico esté bien redactado, en un lenguaje transparente, cuidado y eficaz". También afirmó que los medios de comunicación "contribuyen a favorecer la cohesión de la lengua más que a propiciar su disgregación". A su juicio, "eso es lo fundamental", ya que la cohesión de la lengua española es "una de sus virtudes esenciales" y ha permitido que cualquier hispanohablante sea capaz de comunicarse con otro, algo que no ocurre con el inglés, aseguró Salvador.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Martes, 7 de septiembre de 2004