Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

La siguiente generación

Soldados de Salamina (Tusquets) es una joya literaria en la que se conjugan magistralmente la realidad y la ficción, el narrador y el autor, el texto y la vida real. Eso dijeron los libreros catalanes en 2001 cuando le dieron su premio a la novela. Como siempre, tenían razón.

La novela tiene como protagonista a un periodista -llamado Javier Cercas- que investiga el fusilamiento fallido de Rafael Sánchez Mazas.

Son los últimos meses de la Guerra Civil. Las tropas republicanas se retiran en Cataluña hacia la frontera francesa, a la desbandada. Alguien decide que lo mejor es fusilar a un grupo de presos franquistas. Entre ellos, está Sánchez Mazas, escritor bien conocido y uno de los fundadores de la Falange.

Sánchez Mazas esquiva la muerte y huye. Al poco lo encuentra un miliciano republicano, le perdona la vida. Unos campesinos lo acogen. Ésta es la historia de Soldados de Salamina.

Como dicen los libreros, Cercas da en la diana de la mejor literatura híbrida que mezcla datos reales con la ficción. Y hay más, hay una nueva visión de la guerra. La mirada de alguien que la ve de lejos, que no ha vivido la posguerra. Javier Cercas nació en 1962. Pertenece a la siguiente generación.

Tres años después de su publicación sigue apareciendo en España en las listas de libros más vendidos. En enero de 2004 llevaba 33 ediciones. Y ésta ha sido una de las sorpresas editoriales más agradables de los últimos años. Como La sombra del viento (Planeta), de Carlos Ruiz Zafón, ha sabido conectar con los lectores.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Martes, 20 de abril de 2004