Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

El Reina Sofía implanta un método de esterilización femenina sin cirugía

El hospital cordobés aplica el sistema Essure en consultas externas

El hospital universitario Reina Sofía, de Córdoba, es el único centro europeo que implanta desde enero en las consultas externas un método de esterilización femenina sin necesidad de anestesia general ni cirugía. La obstrucción tubárica por histeroscopia mediante el método Essure se ha aplicado en 110 casos desde noviembre del pasado año y sólo en tres de ellos resultó imposible la implantación.

El nuevo sistema se ha generalizado desde enero pasado con la esterilización de 100 mujeres. La cifra contrasta con los 25 casos de ligadura de trompas que se realizaron durante todo el año 2002 en el hospital cordobés por laparoscopia y cirugía convencional.

La diferencia, según el ginecólogo José Eduardo Arjona Berral, quien se ha especializado en la implantación del Essure, se justifica por el rechazo de muchas mujeres a pasar por un quirófano aunque deseen someterse a una esterilización definitiva. Ambos procedimientos son de carácter irreversible, pero la ventaja de la obstrucción tubárica con esta nueva técnica reside en que no precisa anestesia general ni cirugía. "Son pacientes que quieren usar el método definitivo sin pasar por quirófano", aclara Arjona.

El método consiste en la colocación en las trompas de Falopio de un muelle flexible que las obstruye e impide el embarazo. Inicialmente fue diseñado para ser aplicado en consultas, pero su elevado precio (alrededor de 900 euros) ha hecho que la mayoría de los ginecólogos prefieran recurrir a la cirugía mayor ambulatoria o al quirófano para asegurarse el éxito de la implantación minimizando las molestias de la paciente. En las consultas externas del Reina Sofía, sin embargo, la intervención se realiza sólo con anestesia local y un analgésico. El tiempo medio de colocación oscila entre ocho y diez minutos.

Antonia Medina, de 36 años, ha sido una de las mujeres que solicitó la esterilización por este método. Tiene dos hijos de diez y seis años y tenía claro que no deseaba más: "El tercero iba a ser la equivocación, tampoco la economía da para mucho". Después de probar con diferentes métodos anticonceptivos estaba decidida a solicitar una ligadura de trompas dentro de unos años cuando una amiga le habló de la nueva opción.

La citaron 20 días después de haberlo solicitado en la consulta de ginecología. En la operación no tardaron ni 10 minutos. "No he tenido molestias", señaló en conversación telefónica. El hospital Reina Sofía tiene en lista de espera a 60 mujeres que han pedido ya la implantación de este método anticonceptivo definitivo, según José Eduardo Arjona.

El ginecólogo ha visitado otros hospitales españoles para exponerles la técnica de implantación ambulatoria, aunque todavía ninguno la ofrece como una posibilidad de las consultas externas sin cirugía. En Andalucía hay cinco hospitales (los gaditanos de Puerto Real, San Carlos y Algeciras, el malagueño de la Costa del Sol y el cordobés de Pozoblanco) donde se implanta este método de esterilización con cirugía ambulatoria.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Lunes, 18 de agosto de 2003