Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Uno de cada tres parados catalanes es un joven con estudios secundarios

Una radiografía del parado catalán revela que uno de cada tres es un joven que tiene entre 25 y 34 años, ha finalizado los estudios secundarios y casi un tercio de ellos procede de la industria. Sólo el 2,5% carece de estudios. De un total de 314.000 desocupados, que representan el 10,3% de la población activa, el 56,6% son mujeres, frente al 43,3% que son hombres, según un informe elaborado por la firma de trabajo temporal Manpower a partir de datos del Instituto Nacional de Estadística (INE).

La diferencia de tasa de paro entre hombres y mujeres se debe a que éstas 'tienen más dificultad para insertarse por la exigencia de altos niveles de cualificación' y a raíz de la 'lucha desigual' que mantienen con los hombres a la hora de obtener un puesto de trabajo, afirmó el autor del estudio, el catedrático de Economía Aplicada de la Universidad Autónoma de Barcelona Josep Oliver.

Los extremos de la pirámide de edad de los parados son los que menos dificultades tienen para encontrar empleo. Eso ocurre entre los jóvenes de entre 16 y 20 años y los mayores de 55. Ambas franjas de población tienen una tasa de desocupación del 8,5%, frente al 10,3% del conjunto de la población catalana en edad de trabajar. Para el futuro inmediato, Oliver prevé un escenario de menor dinamismo laboral que responde al clima de incertidumbre económica general.

Entre los que tienen 21 y 24 años, el paro es del 18%, mientras que el pico más alto de desempleo se da entre los de 25 y 34 años.

Por encima de los 34 años, decrece el nivel de desocupación, según el informe presentado por Oliver. El 20% de los catalanes de entre 25 y 44 años están desocupados. Entre los que oscilan entre 45 y 55 años, la tasa de paro es del 14,3%.

Casi dos tercios de los parados catalanes (el 65,1%) poseen estudios secundarios obligatorios y optativos, mientras que los que carecen de estudios suman apenas el 2,5%.

En Cataluña, trabajan 1,7 millones de personas. En el primer trimestre del año hubo 43.200 ocupados menos que al acabar diciembre.

Expulsados de la industria

El informe señala que la mayoría de los que engrosan la lista de desocupados -el 89%-, ya han trabajado alguna vez, frente al 11% restante que están en busca de su primer empleo.

Los sectores de la industria y de servicios, de acuerdo con el estudio, son los de mayor índice de expulsión de trabajadores del mercado laboral. De los desocupados catalanes actuales, el 33% -105.000- han trabajado en la industria, y el 28% - un total de 87.900- en el sector de servicios.

Cataluña es una de las comunidades autónomas que menos puestos de trabajo ha creado en el periodo 1996-2001. La ocupación aumentó el 22,1%, por debajo de la media española -que es del 24,2%-, según un informe elaborado por la firma de trabajo temporal Manpower según datos del Instituto Nacional de Estadística (INE).

Aun así, Cataluña tiene una tasa de paro inferior a la media española: el 10,3% frente al 11,4% en toda España. 'Cataluña no crece en cantidad de puestos de trabajo porque ha alcanzado un techo muy alto', afirmó ayer el coordinador del informe, Josep Oliver, catedrático de Economía Aplicada. En el primer trimestre de 2002, Cataluña alcanzó un nivel de actividad -relación entre las personas en edad de trabajar y las que trabajan- del 57,5%, el más alto de todo el país.

En el último quinquenio, Cataluña ocupa el puesto número 11 de las 17 comunidades autónomas españolas en creación de empleo. Está por debajo de Canarias, con el 38,3%, Murcia (33,4%), Cantabria (30,2%), Comunidad Valenciana (29,9%) y Madrid (29,2%). Por contra, el empleo creció por debajo que en Cataluña en el País Vasco (21,6%), La Rioja (20,9%) y Navarra (19%).

Según el estudio, la pérdida de dinamismo en el mercado laboral se acentuó en 2001 porque, ante la incertidumbre mundial 'las empresas registran un retraso en la propia contratación', según Oliver.

En el primer trimestre de 2002, se registraron en Cataluña 70.000 parados más que un año antes, lo que supone el 28,8% más. De un total de 314.000 catalanes en paro, el 88% ha trabajado alguna vez. Los sectores en los que más ha crecido el paro son la industria, el 33%, seguido por el sector de servicios, con el 27%, y la construcción, el 21%.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Martes, 16 de julio de 2002