Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra
LA SITUACIÓN EN EL PAÍS VASCO

Zapatero pide a Aznar que no use el terrorismo en la disputa política

El líder del PSOE se reunió con 200 representantes de los socialistas vascos

El secretario general del PSOE, José Luis Rodríguez Zapatero, emplazó ayer a José María Aznar a que 'deje de entrometerse' en el debate interno de los socialistas vascos. Zapatero salió así al paso de las declaraciones del jefe del Ejecutivo, quien sugirió que Nicolás Redondo cayó como dirigente del PSE por comer con él en La Moncloa y lo calificó de 'vileza extraordinaria', al tiempo que alertaba de la necesidad de que esta crisis no afecte al Pacto Antiterrorista. Zapatero le replicó que uno de los compromisos de ese acuerdo fue, precisamente, no emplear el terrorismo en la confrontación partidista.

'No es mucho reclamar que se respete nuestro debate entre gente libre', afirmó Zapatero en la larga alocución que dirigió a cerca de 200 socialistas reunidos en San Sebastián. 'Algunos confunden imposición con convicción y tienen un concepto pequeño de la democracia', añadió.

Las alusiones a las injerencias del Partido Popular en el debate interno precongresual en el que está sumido el PSE-EE salpicaron constantemente la intervención de Zapatero. Incluso quiso comparecer ante los medios de comunicación antes de reunirse con sus compañeros de partido para replicar con firmeza a las últimas declaraciones de Aznar.

Frente a las dudas arrojadas por el presidente del Gobierno sobre la continuidad del PSOE en el Pacto contra el Terrorismo y por las Libertades suscrito con el PP, recordó que dicho acuerdo fue consecuencia de una iniciativa socialista, que el Gobierno recibió al principio con recelo, y en la que él se empeño personalmente. Por eso garantizó que en ningún momento los socialistas pondrán en peligro la continuidad del pacto.

Al contrario, invitó al PP y a Aznar a 'que escuchen al PSE; las ideas que el PSE, con el PSOE apoyándole, va a poner encima de la mesa, del mismo modo que yo siempre estoy dispuesto a escuchar aquellas que vienen del Gobierno y del PP para reforzar esa estrategia'.

El secretario general del PSOE recordó que, precisamente, uno de los compromisos del pacto consiste en excluir de la confrontación electoral y partidista la lacra del terrorismo. 'Yo lo he cumplido fielmente', afirmó, antes de emplazar a Aznar y al PP a que hagan lo mismo.

Zapatero restó, no obstante, dramatismo al debate interno en el PSOE vasco. 'Les puedo asegurar', dijo, 'que nadie va a dividir a los socialistas y mucho menos por una cuestión que afecta a nuestros principios esenciales y a la lucha titánica de los socialistas de Euskadi por defender la libertad. Son todos ellos héroes en la defensa de la libertad y eso está por encima de cualquier otra coyuntura'.

Zapatero no quiso comentar la decisión de Redondo de no presentarse a la reelección y se limitó a expresar su 'aprecio' por él.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Lunes, 21 de enero de 2002