Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

La fiscalía catalana perseguirá la ablación aunque se haga en el extranjero

El fiscal jefe de Cataluña, José María Mena, anunció ayer que la fiscalía perseguirá todos los casos de ablación de clítoris, aunque estas intervenciones sean realizadas en el extranjero. De esta forma, la fiscalía pretende evitar que los padres de algunas niñas las manden a sus países de origen con la intención de someterlas allí a esta práctica prohibida en España.

Mena considera que, aunque la ablación se realice en el extranjero, la justicia española debe perseguir a sus promotores, que en muchos casos son los propios padres de las niñas u otros familiares directos. El fiscal jefe de Cataluña parte de la teoría judicial de que los padres que someten a sus hijas a la ablación de clítoris se las llevan al extranjero porque 'saben perfectamente' que ello es delito en España y que así eluden la acción de la justicia en su país de residencia. Sin embargo, Mena considera que a efectos jurídicos el delito comienza a gestarse en territorio español, por lo que es la justicia de este país la que debe actuar.

Desde hace unas semanas la fiscalía de Cataluña ya investiga el caso de una familia que se llevó su hija al extranjero presumiblemente para someterla a la ablación. La denuncia interpuesta por una persona cercana a la familia ha permitido iniciar las investigaciones, que continuarán cuando los padres regresen a España. Casos como éste deben servir, según Mena, para que se cree 'un clima de denuncia'de estos casos. El fiscal jefe de Cataluña, sin embargo, evitó criminalizar las culturas que promueven estas prácticas al invitar a los inmigrantes a que 'conserven lo positivo de sus culturas y no lo negativo'.

Coincidiendo con este anuncio, el Insalud recordó ayer la obligación que tienen los médicos u otros profesionales de denunciar ante la justicia los casos de ablación.

El defensor del pueblo, Enrique Múgica Herzog, aseguró ayer que en un hospital de la ciudad de Madrid -cuyo nombre no reveló- se han registrado solicitudes por parte de inmigrantes subsaharianos para que se practique la ablación genital a sus mujeres.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Sábado, 19 de mayo de 2001