Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra
25º ANIVERSARIO DE EL PAÍS Democracia en el nuevo milenio

El autoritarismo amenaza a Latinoamérica si no se resuelven los graves problemas sociales

Carlos Fuentes recuerda que 196 millones de habitantes viven con menos de 10.000 pesetas al mes

El ex presidente de Uruguay Julio María Sanguinetti, que presidió y moderó el coloquio, trazó a grandes rasgos la evolución de América Latina en el último cuarto de siglo. Sostuvo Sanguinetti en relación con la fase de guerra fría: 'Nosotros pusimos tierra, sangre y gente para un frente de la guerra fría'. El político uruguayo mencionó la dialéctica guerrilla-golpe como ejemplo de los efectos de la guerra fría sobre América Latina. Según Sanguinetti, las consecuencias de la globalización 'generan una sensación de impotencia en el ciudadano, que se pregunta: si esto pasó en Tailandia, ¿por qué me afecta a mí?'. Esto genera una sensación de impotencia del ciudadano hacia su propio Estado, 'que había sido ineficiente, pero paternalista'. Se preguntó a continuación Sanguinetti cómo es posible hacer programas sociales en Chiapas (México) cuando la carga fiscal del Estado es de sólo un 10% del producto interior bruto (PIB). Se lamentó Sanguinetti de que impere un maniqueísmo que hace que a todo el que hable de equilibrio económico se le califique de neoliberal y que al que pida programas sociales le llamen intervencionista.

El escritor mexicano Carlos Fuentes inició su intervención afirmando: 'América Latina es la promesa de que lo mejor de Europa prevalecerá'. Advirtió Fuentes de que es difícil hablar de América Latina como unidad y puso como ejemplos de diversidad Honduras y Uruguay. Se refirió el escritor a la 'lucha permanente por la libertad', y dijo: 'El futuro ya no es lo que era antes. El pasado está vivo, a veces como advertencia dolorosa y a veces como promesa'.

Recorrió Fuentes la historia de América Latina desde los tiempos del imperio colonial, que iba desde California al cabo de Hornos, y después, la independencia, que dio la espalda a la tradición española y dio paso a la construcción de un Estado a la intemperie. Se refirió Fuentes al abismo 'entre la dictadura y la anarquía o entre la libertad y el miedo', y añadió que el Estado nacional surgió como respuesta a esa fatal rotación entre anarquía y dictadura. También tocó Fuentes el efecto de la guerra fría y mencionó la doctrina de seguridad nacional, aplicada por EE UU, que convertía en comunista cualquier reivindicación social.

Un dólar al día

Siguió Fuentes con un aluvión de datos que describen la situación de miseria reinante en América Latica, donde 196 millones de seres humanos, la mitad de la población, tienen unos ingresos de 50 dólares mesuales (menos de 10.000 pesetas) y 94 millones sólo tienen un dólar al día (188 pesetas) para vivir. Al mismo tiempo, con el precio de un avión caza se podrían comprar 80 millones de libros, y con el de un tanque, siete millones de vacunas. Citó Fuentes al ex director de la Unesco Federico Mayor Zaragoza, quien afirma que con la rebaja de un 1% de los gastos militares del mundo se podría escolarizar a todos los niños.

El director del diario argentino Clarín, Roberto Guareschi, abrió su intervención con una frase que insistía en las tesis expuestas por Fuentes: 'La democracia latinoamericana está en peligro'. Según Guareschi, 'la democracia y el mercado nunca se han llevado bien, pero ahora se llevan peor', y afirmó que los Estados nacionales no tienen fuerza para afrontar los problemas: 'Un estornudo en Asia termina en neumonía en América Latina'. Coincidió Guareschi con la visión pesimista de Fuentes sobre el futuro, tras referirse al desencanto con la política que no puede con la economía: 'Nuestras democracias se asientan sobre bases inestables, la pauperización masiva y el desempleo. La violencia política y la vuelta al autoritarismo son una posibilidad'. Replicó Guareschi a una frase formulada en un debate anterior sobre Europa: 'No sobrecargar la democracia en Amércica Latina con exigencias demasiado ambiciosas. Esta sobrecarga reaviva las exigencias de los enemigos de la democracia, que tienen como objetivo romperla'.

Con tono apasionado, el director del diario paraguayo ABC Color, Aldo Zuccolillo, acusó a los europeos de provocar la deuda de Amércica Latina con las ventas de armamento, 'dinero que se embuchaban los corruptos'. El ex ministro de Hacienda de España, el socialista Carlos Solchaga, expuso en una breve intervención que sin una reforma tributaria no se puede lograr una redistribución o equidad en América Latina.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Viernes, 11 de mayo de 2001