Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Archivada la denuncia de los hermanos Domínguez contra Purificación García

El titular del Juzgado de Instrucción número 1 de Ourense, Miguel Ángel Pérez Moreno, ha decidido archivar la denuncia (decisión contra la que cabe recurso de la fiscalía) presentada por la Sociedad Textil Lonia -STL-, propiedad de tres hermanos de Adolfo Domínguez, contra su diseñadora Purificación García. La decisión judicial pone fin a un rocambolesco episodio iniciado hace casi tres meses y que provocó la detención de la modista y la incautación de dos bolsas de viaje en las que llevaba material de trabajo para el fin de semana, diseños y muestras de telas fundamentalmente.La diseñadora fue detenida el pasado 26 de noviembre en el aeropuerto de Peinador (Vigo). El juez ordenó su localización después de que los hermanos Domínguez la denunciasen por supuesto espionaje industrial. La acusaban de haberse quedado con listados de proveedores y material propiedad de STL. En el aeropuerto de Vigo, la policía intervino a García su equipaje de mano. Aunque en un primer momento fuentes judiciales apuntaron que la inspección parecía reforzar la tesis de los denunciantes, la modista explicó que el material era necesario para unas entrevistas de trabajo y vinculó la denuncia de sus jefes a las negociaciones para modificar su contrato laboral. Según la versión de García, los hermanos Domínguez trataban de presionarla para obtener ventajas en la renovación de su vínculo con la empresa ourensana.

STL fue fundada en 1997 por Jesús, Javier y Josefina Domínguez después de que éstos decidiesen romper la sociedad que tenían con su hermano Adolfo. Los hermanos Domínguez contrataron a Purificación García, que prestó su nombre a los productos comercializados en las 24 tiendas que Loina tiene en España.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Viernes, 11 de febrero de 2000