Un estudio asegura que 10 firmas controlarán el 80% de la distribución agroalimentaria el 2005

En el año 2005 sólo 10 grandes firmas controlarán el 80% de la distribución agroalimentaria europea. Así consta en un estudio de la consultora AC Nielsen sobre tendencias globales de distribución comercial, en el que se augura el cierre de la mitad de los actuales puntos de venta detallista en beneficio de los hipermercados. Esta evolución obligará al sector agrario a agrupar la oferta para evitar una negociación lastrada por el poder de quien tendrá la sartén por el mango. En algunos países europeos, sólo tres cadenas de hipermercados copan ya el 90% de la distribución agroalimentaria.

El director de la cooperativa de segundo grado Anecoop, José María Planells, desgranó la situación de la demanda en Europa dentro de las jornadas que sobre cítricos ha organizado la Consejería de Agricultura. Según Planells, la llegada a Europa del líder mundial de la distribución, la cadena norteamericana Wall Mart, provocó a mediados de los setenta una revolución en este campo, con fusiones, uniones y absorciones en el sector de la distribución, que sigue en marcha y que acabará en el 2005, según los estudios, con el control de la distribución por parte de este tipo de establecimientos y con la desaparición de la mitad de los actuales puntos de venta minoristas. Este panorama provocará, entre otros efectos, un aumento del poder de negociación con los productores, una reducción de los márgenes de beneficios (el aumento de la competencia entre los grandes grupos les obligará a reducir precios, lo que incide en el productor) y una excesiva dependecia de la oferta de las decisiones del distribuidor; es decir, si una de estas grandes empresas opta por dejar de comprar producto a un determinado país, le puede provocar un grave problema.Ante esta situación, Planells propuso introducir la cultura empresarial en la producción agraria en general y citrícola en particular. "Hay que producir más, mejor y más barato. Es difícil de hacer, pero si otros países lo hacen, nosotros también podemos", señaló el director de Anecoop. Con todo, Planells señaló que lo esencial será concentrar la oferta. "No se trata de que tengamos que ser 10 proveedores como ellos, pero los 700 que somos ahora son demasiados", dijo Planells, que destacó la necesidad de profundos cambios estructurales en el sector agrario para poder competir en el futuro.

Las jornadas sobre cítricos, que se celebran en Valencia, fueron inauguradas por la consejera de Agricultura, María Ángeles Ramón-Llin, que en su parlamento reclamó del sector "cambios en el sistema productivo y de comercialización que permitan afrontar con éxito los retos que se van a plantear en el futuro".

* Este artículo apareció en la edición impresa del miércoles, 09 de febrero de 2000.

Archivado En:

Te puede interesar

Lo más visto en...

Top 50