Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Sueños, pesadillas y "bilbutopías"

El último libro, aún sin publicar, de José Ignacio Ruiz Olabuenaga es Bilbao: la ciudad soñada. Perfil onírico de Bilbutopía. En él se recoge lo que distingue a Bilbao, "porque Bilbao existe y es tal cual es por su capacidad de pensar en clave de futuro y por soñar su propio futuro, siempre con símbolos de metrópoli marina".En el libro, Olabuenaga hace una curiosa comparación de Bilbao con Roma, ciudad asentada sobre siete colinas, asomada a las puertas del mar y apoyada en un río ancestral. Y si hubiera que definir el alma de Bilbao, representarla en términos de marketing, según Olabuenaga "habría que hacerlo como un salto del presente al futuro, como un puente de paso de un lado a otro. El logotipo de Bilbao no es ni puede ser otro que el del puente. Un puente interior [el de San Antón] donde Bilbao comienza y un puente exterior [el de Portugalete] donde Bilbao acaba".

Pero donde más incide este texto nuevo es en el estudio de los sueños y las pesadillas de Bilbao. "Porque Bilbao es la ciudad de los Ensanches como es la Ciudad de los Sueños. Fue primero un sueño intruso de caudillo geopolítico, de arrumbamiento del mundo medieval y de modernización comercial del Señorío. Le siguió un segundo sueño de mercader europeo, librecambista y exportador, miembro de Ligas y Consulados comercial-marítimos. Fue el tercero un sueño de plaza comercial internacional. El cuarto sueño fue industrial, por el que se imaginó a Bilbao convertido en un gigantesco Alto Horno. Le sucedió el sueño trasatlántico, luego el sueño de la capitalidad comercial desde la que administrar el mundo financiero de toda la comarca del Gran Bilbao y su hinterland. Y finalmente, el último sueño, el del estilo urbano postindustrial".

Sin embargo, Bilbao no solo dispone de sueños, cuenta también con pesadillas ( "Bilbao ha sido un pueblo combativo por ser constantemente agredido") y con ensoñaciones. "La ensoñación embrionaria fue la que dio vida a la redacción del plano jurisdiccional que don Diego concedió a Bilbao. Y ensoñaciones han sido las Bilbutopías" Con todo y a pesar de todo, Bilbao "ha superado todas las invasiones a su derecho a existir y puede y quiere seguir soñando".

Recientemente también, Olabuenaga ha publicado otros estudios de máximo interés, como es el de los inmigrantes ilegales. "Se refiere a ese número de personas que vive todavía la mayor de las injusticias por culpa de una ley que les obliga, a no poder contratar, conducir, entrar en una casa, heredar, ir a la escuela... Son "muertos civiles" porque, si no pueden hacer nada, solo les queda el delito, el crimen o el suicidio".

Otro de los últimos libros es el dedicado al sector no lucrativo en España. Se da a conocer un grupo social y económico impresionante, el de las instituciones privadas sin fines de lucro, que en la España de 1995 eran 253.507. "Se trata de un poderoso y complejo hecho social, con casi cuatro millones de voluntarios, de los que 548.366 son empleados a tiempo parcial y 475.179 a jornada completa, más o menos como la población del municipio de Bilbao. La suma total de gastos supone el 5,8% del PIB, con un gasto corriente de 3,6 billones de pesetas".

* Este artículo apareció en la edición impresa del Domingo, 16 de enero de 2000