Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

El Clínico habilitara camas para los enfermos de anorexia y bulumia

El encierro de la Asociación Sur contra la Anorexia y la Bulimia celebrado ayer en el hospital Clínico consiguió arrancar la promesa de la dirección de habilitar algunas camas en el área de pediatría. Si bien no se les especificó la cantidad ni la fecha de estas nuevas plazas, los más de 50 encerrados en el vestíbulo recibieron la noticia de que el Ministerio de Sanidad ha destinado 375 millones de pesetas a programas para esta patología, de los que se sacará una partida para redactar un censo exacto de los enfermos.

Según la asociación citada, en Madrid hay casi un millar de pacientes de anorexia y bulimia, mientras que el Insalud tiene contabilizados a 400, la inmensa mayoría mujeres. Tras el primer encierro que este colectivo llevó a cabo hace un mes en el hospital de Móstoles, los responsables del área sanitaria número 8 habilitaron 16 camas en el centro sanitario de este municipio, aunque especificaron que se trataba de una decisión tomada antes de la protesta. Fuentes del Insalud han asegurado que los últimos meses se han abierto otras 15 camas hospitalarias en el Príncipe de Asturias, de Alcalá de Henares, que se suman a 15 más del hospital de la Princesa. En total, la región dispone de 46 plazas de atención de la enfermedad, según la Administración, un número insuficiente a ojos de los afectados.

La principal queja de la Asociación Sur contra la Anorexia y la Bulimia se centra en la falta de atención médica completa, lo que les obliga a recurrir a la sanidad privada, llegando a pagar hasta 50.000 pesetas al mes. Además, lamentan que chavales de 14 o 15 años tengan que ser ingresados en unidades de psiquiatría con enfermos que no se encuentran en las mismas condiciones. "El tratamiento de estos casos dura entre 4 y 10 años, por lo que exigimos que la sanidad pública no considere la anorexia y la bulimia como una enfermedad cualquiera", matizó Amalia Ruberte, presidenta de la asociación, que tiene sede en Móstoles.

Mortalidad

Desde la administración sanitaria, se señala la existencia de una gran preocupación por la enfermedad, debido al crecimiento en el número de casos y un índice de mortalidad que alcanza el 5%. El ministerio tiene pendiente la apertura de una unidad completa de salud mental infantil-juvenil, que podría instalarse en el hospital Clínico, actualmente en obras, aunque los responsables del Insalud aseguraron que aún quedan varios detalles por estudiar. La Asociación Sur contra la Anorexia y la Bulimia nació en Móstoles hace cinco años y medio con apenas 50 socios, que han aumentado hasta los 300 actuales. Durante su trayectoria han perdido a varios miembros, el último fue una mujer de 42 años, que murió la semana pasada en Móstoles víctima de la enfermedad.

Aunque los afectados han conseguido la habilitación de camas en algunos centros en los últimos meses, seguirán con sus movilizaciones. "Lo de las camas es algo puntual, pero también necesitamos una atención ambulatoria decente, y no la que sufrimos actualmente, que es paupérrima", lamenta Amalia Ruberte.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Sábado, 25 de abril de 1998

Más información

  • La región dispone de 46 plazas dedicadas a estas patologías