La UE apoyará la institución del 'ombudsman' en Iberoamérica

Congreso en Toledo sobre las defensorías del pueblo

El proceso de paz en Centroamérica, a juicio de los defensores del pueblo, es peligrosamente frágil. Consciente de ello, el director general de Relaciones Exteriores de la UE, Santiago Gómez Reino, anunció en el congreso celebrado ayer en Toledo que en el plazo de dos meses habrá un reglamento del Consejo de Ministros de la UE para apoyar en Iberoamérica la institución del ombudsman y los derechos humanos.

No es lo mismo ser Defensor del Pueblo en Europa que en Iberoamérica. La lucha entre poder moral y poder político afecta de lleno en Iberoamérica a los derechos humanos y pone a los ombudsman a contrapelo de los Gobiernos. Sólo una cultura de esos derechos podrá librar a esas sociedades del estallido, denunciaron ayer los participantes en el II Congreso de la Federación Iberoamericana de Defensores del Pueblo (FIO), que se inauguró en Toledo y mañana clausurará el Rey. "A diferencia del modelo nórdico de ombudsman", dijo en la inauguración Federico Trillo, presidente del Congreso de los Diputados, "el iberoamericano hace hincapié en la defensa de los valores humanos".

"Estamos, en fricción permanente con el poder", dice Rodrigo Carazo, ex defensor de Costa Rica y que hoy abandona la presidencia de la FIO. "Nuestras realidades nos hacen ser beligerantes por los derechos humanos. Nos legitima el gran apoyo popular, que ve en nosotros una garantía contra la profunda desigualdad social".

Los empresarios

Ramiro de León Carpio, ex presidente de Guatemala y hoy al frente de su propia fundación, ve la salida "en educar para la democracia. El futuro quedó hipotecado porque una guerra civil de 36 años ha dejado, además de 150.000 adultos muertos, 400.000 víctimas infantiles. Hoy Guatemala se enfrenta a la realidad de fondo: el factor económico, que es más fuerte que el Ejército y la guerrilla juntos". El defensor guatemalteco, Jorge Marío Laguardia, opina lo mismo: "Siempre me preguntan. en Europa por los militares. Pero el problema son los empresarios, no ceden un paso. Su intransigencia puede destruir la paz social".Victoria Velasques, defensora de El Salvador, denuncia la "violencia de todo tipo contra las mujeres iberoamericanas", pero tiene además otras preocupaciones. "Quieren ahogamos con recortes presupuestarios". Lo indígena está presente como tema fundamental. "El Gobierno ha incumplido los acuerdos de Chiapas", dice Martín Longaria, secretario de la comisión de Derechos Humanos de la Cámara Federal mexicana. "Ha incrementado el control militar en conflictos políticos en otras zonas de mayoría indígena, y eso es un peligro". ', Se quiere quebrar el sistema de propiedad comunitaria de la tierra", denuncia Augusto Willeinsem Díaz, procurador adjunto para temas indígenas de Guatemala. Sólo carecen de ombudsman Chile (por la simple razón de que Pinochet sigue ahí), Venezuela, Uruguay y Brasil.

"Nuestra problemática es distinta a la iberoamericana", dice el defensor español, Fernando Álvarez de Miranda, "pero estamos todos en el mismo barco, y ojalá que el congreso emita una declaración sobre la ley de expulsión de emigrantes en EE UU". En cuanto a la institución española, Álvarez de Miranda resume: "Las quejas más numerosas son por retrasos en la administración de justicia, por situación carcelaria, por problemas educativos o, últimamente, por temas de agua y medio ambiente".

Al congreso asisten, además de los defensores de las diferentes comunidades autónomas españolas, el director general de la Unesco, Federico Mayor, el asistente de la ONU-PNUD para América Latina, Fernando Zumbado, y el presidente de Unicef-España, Joaquín Ruiz-Giménez.

* Este artículo apareció en la edición impresa del lunes, 14 de abril de 1997.

Archivado En:

Te puede interesar

Lo más visto en...

Top 50