La guerrilla colombiana presiona a Samper con una huelga armada y 27 muertos

La guerrilla colombiana ha decidido participar en la campaña contra el presidente Ernesto Samper por sus presuntas vinculaciones con los narcos. Y lo ha hecho a su modo. El resultado de la primera de las dos jornadas del paro armado decretado por la Coordinadora Nacional Guerrillera es de 27 muertos y un número indeterminado de heridos. Aunque el Gobierno destacó el fracaso del paro, la realidad era diferente: Bucaramanga, la quinta ciudad, o Barranca Bermeja, el mayor puerto petrolero, es tuvieron semiparalizadas. El paro también afectó a las provincias de Antioquia y Santander. Algunos lo hicieron para apoyar a la guerrilla; otros, por miedo.

Más información
Carga insoportable

Archivado En

Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS