Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Bush anuncia la venta de 72 aviones F-15 a Arabia Saudí

Está comprobado que el presidente George Bush tiene una confianza infinita en su fuerza aérea. Acudió a ella para ganar la guerra del Golfo, y de nuevo echa mano ahora de sus F-15 para ganar las próximas elecciones. No con bombas, claro, sino con el dinero que piensa sacar de la venta de esos aparatos a Arabia Saudí. Bush anunció ayer su intención de vender 72 unidades de esos aviones, fabricados por McDonnell Douglas.

El anuncio, por supuesto, fue hecho en las factorías de la McDonnell Douglas en San Luís (Missouri) ante los trabajadores de esa compañía, que seguramente agradecerán la contribución que esta venta significará para una empresa que, como toda la industria de armamento, atraviesa una delicada situación económica.Pese a que resulta difícil ocultar el móvil electoralista de esta iniciativa, George Bush aseguró que la venta había sido decidida, después de un minucioso estudio, "en interés de la paz mundial".

La venta, que supondrá unos ingresos superiores a 5.000 millones de dólares (450.000 millones de pesetas), parece haberse hecho con el consentimiento del primer ministro israelí, Isaac Rabin, y después de que el propio Bush explicase esta semana ante la influyente comunidad judía norteamericana que este paso no supone ninguna amenaza para la seguridad de Israel.

Según los cálculos de la Casa Blanca, este contrato creará 40.000 puestos de trabajo en varios Estados del país Los primeros aparatos serán entregados en 1996.

Con esta iniciativa Bush continúa la política de regalos electorales que había iniciado antes con el anuncio de un acuerdo para vender más de un centenar de aviones de combate a Taiwan.

La iniciativa presidencial no parece que vaya a influir de forma significativa en el actual equilibrio de fuerzas en Oriente Próximo. Israel no tiene ningún avión del modelo F-15 del que ahora dispondrá la fuerza aérea saudí. Pero, el Gobierno judío ya había comprado dos centenares de aviones F-16, algunos de los cuales, que. serán entregados este mismo año, superan la calidad de los que recibirá Arabia Saudí.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Sábado, 12 de septiembre de 1992

Más información

  • El 'regalo' electoral a la McDonnell Douglas supone 450.000 millones de pesetas