Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra
EL CONFLICTO DE ORIENTE PRÓXIMO

París desmiente que Sadam esté dispuesto a discutir sobre Kuwait

El palacio del Elíseo, sede la presidencia de la República francesa, desmintió anoche la noticia difundida horas antes por la cadena de televisión La Cinq según la cual Sadam Husein ha enviado a François Mitterrand y Mijaíl Gorbachov sendos mensajes expresando su disposición a encontrar una solución pacífica a la crisis del Golfo. Mitterrand y Gorbachov deben entrevistarse el próximo lunes en París.El presidente francés comparte con Gorbachov el pesimismo sobre una salida no violenta de la crisis abierta por la invasión iraquí de Kuwait. Según sus próximos, Mitterrand no cree que los actuales intentos de Sadam de enfriar la crisis vayan a modificar la determinación norteamericana a sacarle de Kuwait. Pero al igual que Gorbachov, el jefe del Estado Prancés es partidario de agotar todas las vías posibles antes de desencadenar una gue rra que abrirá una herida terrible entre Occidente y el mundo árabe.

La llegada de Gorbachov a París puede coincidir en el tiempo con la de todos los franceses retenidos en Irak y Kuwait desde el pasado 2 de agosto. Su liberación fue decidida por Sadam el pasado martes y muchos de ellos tenían ayer hechas sus maletas para poder volar en cualquier momento a París. El ministerio de Exteriores francés confirmó que la repatriación de los 327 cautivos puede efectuarse este mismo fin de semana.

La inspiración de Arafat

El líder palestino Yaser Arafat aconsejó a Sadam Husein la liberación incondicional de todos los franceses retenidos en Irak y Kuwait, según han informado a EL PAÍS fuentes de la OLP. Arafat dijo a Sadam que ese "gesto de buena voluntad" hacia uno de los principales países europeos reforzaría la tesis de que el conflicto del golfo Pérsico es ante todo un enfrentamiento entre el "nacionalismo árabe" y el "imperialismo norteamericano".

Pero a excepción del ultraderechista Jean-Marie Le Pen, partidario de dejar solos en el Golfo a los,norteamericanos, toda la clase política francesa ha coincidido en pro.clamar que el "gesto" de Sadam no debe alterar la política de firmeza francesa. Francia, con unos 14.000 soldados y marinos, es después de Estados Unidos el país occidental con mayor presencia militar en el desierto saudí y las aguas del Golfo. Francia, según fuentes del Elíseo, no apoyará, sin embargo, una intervención militar contra Irak que no haya sido precedida de una provocación o una resolución explícita del Consejo de Seguridad de la ONU. Dicho de otro modo, Francia no considera que haya llegado el momento de pasar al ataque.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Sábado, 27 de octubre de 1990