Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Retrato de familia

"Es difícil decir en qué medida uno se identifica con el diablo. Yo estuve enfermo diez años antes de haber escrito este libro, y puede ser que en esos momentos haya entrado en dominios que no son muy recomendables. Tengo la impresión ahora de que los jázaros entraron en mis sueños y yo hacía esfuerzos por controlarlos cuando estaba escribiendo. Hay métodos para controlar los sueños, pero uno acaba enfermo. Yo caí enfermo y terminé con el sentimiento de que los jázaros comenzaban a soñar conmigo. Esto es muy grave, porque no tenía nada que ver con la salud de mi espíritu, únicamente de mi cuerpo; estaba físicamente cerca de la destrucción antes de terminar el libro". Nikon Sevasto, Satanás, es uno de los personajes del Diccionario jázaro, que tiene además la ventura de haber conocido dos infiernos, el cristiano y el musulmán."Tuve que hacer un esfuerzo increíble. Por ejemplo, el siglo XVII. No leí una documentación del siglo XX. Samuel Cohen (otro personaje) es un cabalista, sin duda. Abraham Brankovitc: para definirlo tuve que ir a las fuentes de las herejías cátaras. yousouf masudi me obligó a conocer la tradición hermética y medicinal árabe. Todo esto fue muy difícil de realizar".

Complicidad

Un viaje a la historia para poder realizar un autorretrato: "La mejor definición del Diccionario sería decir que es una autobiografía.Yo me pregunto, ¿qué ocurrió con los jázaros después de su conversión? Sólo se puede concluir que eran de origen judío, que se convirtieron en un momérito de su historia a la cristiandad, en otro momento al islam y finalmente retornaron a la fe original. Ésta es la explicación posible. Si esto es cierto que sucedió con los jázaros, es lo mismo que ha sucedido en mi propia familia. Fuimos en el siglo XVII cristianos ortodoxos, forzados en 1670 a unirnos al catolicismo, y después regresamos a la religión de nuestros ancestros. Entonces es .una novela autobiográfica. Parece ciomplicado, pero en la vida hay miles de ejemplos".

Joannes Daubmannus publicó en 1691 un diccionario, fundamérito del actual. Se editaron 500 copias, pero la Inquisición hizo desaparecer todas menos dos. Una de ellas estaba guardada en un pequeño cofre de oro, y estaba escrita con tinta venenosa; cuando el lector llegaba a la novena página, moría.

El nombre de la rosa viene a la memoria al evocar una forma de morir tan ilustrada. Paseando por la ribera del Danubio, Pavi'c ya es el escritor salido del infierno. "Eco me ha enviado El péndulo de Foucault con una dedicatoria que dice: 'Con simpatía y complicidad'. Complicidad, ¿comprende?".

* Este artículo apareció en la edición impresa del Viernes, 10 de noviembre de 1989