Vanguardia clásica, y nuevas tendencias coexisten en el Instituto Valenciano de Arte Moderno

La reina Sofía inauguró ayer en Valencia el edificio del IVAM

La reina Sofía inauguró ayer en Valencia el nuevo edificio del Instituto Valenciano de Arte Moderno (IVAM) y su segunda sede en el antiguo convento de El Carme. Al acto asistieron cerca de 2.000 personas, entre las que se encontraban numerosos artistas, directores de museos e intelectuales, que calificaron de ejemplar el nuevo centro. El IVAM incorpora la ciudad al circuito internacional del arte y se sitúa entre los mejores de Europa en su género. En sus exposiciones inaugurales coexisten las vanguardias clásicas con las nuevas tendencias.

Más información

La nutrida representación de personalidades del mundo de la cultura que asistió a la multitud¡naria inauguración -que creó más de un problema de protocolo: el concejal de Cultura del Ayuntamiento valenciano, Roberto Cantos, no pudo entrar- convirtió el acontecimiento en lo que el pintor Antonio Saura, que acompañó a la Reina en la visita a la exposición dedicada al informalismo español -en la que están representados el propio Saura, Manuel Millares, Tàpies y Eduardo Chillida-, calificó como "una fecha histórica".La Reina empleó poco más de una hora en recorrer, junto al ministro de Cultura, Jorge Semprún; el presiciente de la Generalitat, Joan Lerma, y el presidente de la Comunidad de Madrid, Joaquín Leguina, entre otros, las dependencias del IVAM.

El pintor Manuel Valdés y la viuda de Rafael Solbes, el otro componente del Equipo Crónica, fallecido en 1981, acompañaron a las autoridades en el recorrido de la exposición antológica del famoso dúo de pintores. Lo mismo hicieron los familiares de Ignacio Pinazo, que con Julio González protagoniza las colecciones permanentes del IVAM, un instituto que ha invertido más de 800 millones de pesetas en la construcción de su sede.

Emilio Giménez, uno de los arquitectos valencianos autores del proyecto, explicó que en el diseño del IVAM se ha buscado la máxima depuración para que la arquitectura no tenga demasiado protagonismo frente a las obras del museo. "Hernos buscado una atemporalidad que la arquitectura siempre ha pretendido para los edificios de esta envergadura".

La directora del IVAM, Carmen Alborch, se mostraba muy satisfecha de los elogios que la Reina, el ministro Semprún emplearon para valorar el nuevo museo. "Un galerista neoyorquino", explicó Alborch, "acaba de decirme que el centro de El Carme es el mejor espacio expositivo de Europa".

Tomás Llorens, director del Centro Reina Sofía, y promotor inicial del proyecto del IVAM mientras fue director general del Patrimonio de la Generalitat, aseguró: "El Reina Sofía y el IVAM atienden demandas muy similares y están condenados a colaborar".

El director del Museo del Prado, Alfonso Pérez Sánchez, dijo que la iniciativa del IVAM es modélica. "Demuestra", afirmó, "que se pueden hacer grandes cosas desde la periferia si las autoridades respaldan de verdad un proyecto".

Una de las personas que manifestó en su momento reticencias ante la política de adquisiciones del IVAM, el crítico Vicente Aguilera Cerni, declaró que el museo "está predestinado a ser uno de los grandes centros artísticos". Aguilera, que estaba preocupado por la escasa presencia del arte valenciano en el IVAM, puso el ejemplo de la colección de Ignacio Pinazo como síntoma de que se ha sabido modificar el criterio inicial.

Archivado En

Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS
Logo elpais

Ya no dispones de más artículos gratis este mes

Suscríbete para seguir leyendo

Descubre las promociones disponibles

Suscríbete

Ya tengo una suscripción