La represión se endurece en Cisjordania y Gaza

La represión en los territorios ocupados se endurece, a pesar de la carta al soldado del general israelí Dan Shomron, jefe del Estado Mayor, recordando a los militares israelíes el "respeto de la legalidad", incluso en la dispersión de manifestaciones.La huelga general en repudio a la visita de Shultz continué ayer en los territorios ocu pados donde cuatro palestinos entre ellos un niño de 12 años fueron muertos en la represión de manifestaciones. El niño Ayad el Achkar fue muerto, y otros 22 palestinos heridos de bala, en los choques con el Ejército registrados en el campo de refugiados de Jabalia, en la franja de Gaza.

Un habitante de Hebrón, de 47 años, murió en el hospital después de que una manifestación fuera dispersada por los soldados con granadas de gases lacrimógenos. Un portavoz militar israelí señaló que los manifestantes atacaron con piedras y cócteles Molotov a una unidad del Ejército.

Más información
El Ejército israelí se cobra otras cuatro vidas, mientras Shultz habla con Shamir

En el campo de refugiados de Arrub, al sur de Cisjordania, un joven de 22 años, Hassan Mohamed Hiran, falleció como consecuencia de los disparos recibidos, según fuentes palestinas. Por último, en Tubas, al norte de Cisjordania, Rashika Muslah Daraghmeh, fue muerto mientras era dispersada otra manifestación contra la presencia israelí en los territorios ocupados.

Fuentes palestinas denunciaron ayer, por su parte, que tropas israelíes atacaron el Jueves un hospital en Nablús, en Cisjordania, y golpearon a enfermos y enfermeras. Desde que comenzaron los disturbios, el 9 de diciembre pasado, en los territorios de Cisjordania y Gaza han resultado muertos 68 palestinos.

Únete a EL PAÍS para seguir toda la actualidad y leer sin límites.
Suscríbete

Archivado En

Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS