Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Ingresa en prisión por presunto peritaje falso de cuadros el director de los Reales Alcáceres de Sevilla

El director-conservador de los Reales Alcázares de Sevilla, Rafael Manzano Martos, ingresó en prisión en calidad de detenido en la medianoche de ayer después de que el juez de instrucción número 10 de Sevilla, Antonio Gil Merino, dictase contra él un auto de detención. Manzano fue detenido por la policía en la tarde del martes en la capital andaluza, acusado de realizar peritajes falsos de las copias que posteriormente eran vendidas como auténticas. La policía ha detenido por este mismo caso a otras tres personas: una ciudadana argentina, un italiano y un español.

El auto de detención señala que Manzano realizó dictámenes en los que daba como auténticos Cuadros de pintores "como Goya, Zurbarán y Manet, que lo habían sido pintados por los mismos, haciéndolo a sabiendas de que no eran estas obras le la producción de estos pintores", según señaló uno de los abogados del director de los teales Alcázares. El auto de letención deberá ser ratificado en tres días. La primeras estimaciones de la policía evalúan en unos 70 los cuadros falsos vendidos por los acusados, aunque la evaluaión económica de le estafa aún o ha sido realizada. Los estafados son coleccionistas de alto oder adquisitivo que residen n la Costa del Sol. La ciudadana argentina Hila Elisa Bragagnolo, baronesa e Pincipar, estaba siendo investigada por la policía desde hace dos meses. Bragagnolo, ( muy relacionada en el mundo del mercado de arte, fue detenida en la tarde del martes en Madrid. La policía la acusa de envejecer" copias de cuadros con el objeto posterior de veninas como obras auténticas. Las copias las obtenía mediante el encargo de las mismas o comprándolas a anticuarios enitre estas últimas, destacan serios cuadros que imitandoras de los siglos XVI y XVII.La policía considera que existe, una "evidente" relación entre la baronesa de Pinopar y el director de los Reales Alcáceres de Sevilla. Rafael Manzano está acusado de proporciona a la baronesa los certificados de autenticidad de las cosas con el objeto de conseguir necesario para su venta.

Los otros dos presuntos implicados en la red ilícita, detenidos en Marbella y Fuengirola, se encargaban de la venta de la mercancía entre potentados de la Costa del Sol, según la policía. Según las mismas fuentes, estas dos personas son el malagueño Gonzalo García Pérez, con residencia en Fuengirola, y el italiano Alberto Valtary, domiciliado en Marbella. Entre os clientes timados, destaca un árabe que compró tres cuadros -uno de ellos firmado falsamente por Manet- por 8 millotes de pesetas.

En el domicilio madrileño donde fue detenida Hilda Elisa Tragagnolo se han intervenido los cuadros, y varios expertos procedían ayer a su autentificación. Al parecer los autores más falsificados son artistas contemporáneos. La operación policial fue efectuada por funcionarios del grupo VI de la brigada Regional de Policía Judicial de Madrid y de agentes descritos a la Jefatura Superior e Policía de Sevilla. La policía investiga actualmente entre estudiantes de bellas artes para encontrar a posibles autores de esas copias de los cuadros.

Irregularidades

Rafael Manzano fue puesto a disposición judicial a las seis de la tarde de ayer, tras su paso por las dependencias policiales de la capital andaluza, y, a partir de las ocho, prestó declaración durante más de tres horas ante el magistrado Antonio Gil Merino, informa desde Sevilla Enrique Chueca. Los interrogatorios en las dependencias policiales de la Jefatura de Sevilla se prolongaron por espacio de cinco horas y media, asistiendo al detenido los abogados José María Navarrete, catedrático de Derecho Penal, y Francisco Baena Bocanegra, letrado, que recientemente defendió a Pedro Pacheco, alcalde de Jerez de la Frontera (Cádiz).

Según sus abogados, Manzano reconoció ante el juez que es amigo de la baronesa y que ha tenido relaciones profesionales con ella. Los abogados del director de los Reales Alcázares anunciaron que recurrirán el auto de detención al que consideraron muy duro ya que "en modo alguno se han evidenciado pruebas de la acusación". Poco después de las 23.30 horas de ayer, Rafael Manzano salió del juzgado en una furgoneta policial para su ingreso en prisión.

Además de arquitecto, Manzano es historiador del Arte. Nació en Cádiz hace 51 años y desde 1970 ostenta el cargo de director-conservador del Alcázar de Sevilla, plaza a la que accedió por concurso-oposición.

Rafael Manzano y el administrador del mismo edificio monumental, Francisco Mir, han estado implicados en repetidas polémicas sobre la gestión del Alcázar. El conservador del monumento nacional fue expedientado y separado de su cargo "como medida cautelar" en octubre de 1984, tras haberse detectado, dos meses antes, una serie de irregularidades económicas y administrativas en el recinto.

En aquella ocasión fueron detenidos el administrador del Alcázar, Antonio Ortiz, y Mariano García, contratado por el Patrimonio Nacional y encargado de la tienda de recuerdos, instalada en el interior del recinto monumental. A estos funcionarios se les acusó de malversación de caudales públicos y apropiación indebida. Sólo Antonio Ortiz fue condenado a una leve pena de arresto.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Jueves, 28 de enero de 1988

Más información

  • Cuatro arrestados bajo la acusación de formar una red que colocó en el mercado como auténticos 70 lienzos