Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Selección osada y ejemplar

A primera vista, formar la colección de arte de una empresa como Telefónica con obras de Juan Gris, Luis Fernández, Antoni Tàpies y Eduardo Chillida es una apuesta segura, pero dada la escasa tradición de las empresas españolas en este terreno, cabe destacar la osadía de la selección realizada por Nieves Fernández. Huir de la tentación recopiladora para centrarse en la obra de cuatro artistas españoles muy significativos -dos de ellos vivos y con una producción de permanente interés- es un sano precedente en un panorama dominado por la simple acumulación.Por otro lado, la selección artística de Telefónica ha sido oportuna y ejemplar. Oportuna, porque la compra en el extranjero de gran parte de las obras ha permitido recuperar elementos de patrimonio y porque esta colección comenzó a formarse hace cinco años, cuando los precios de obras como éstas aún no habían experimentado la espectacular subida de los últimos tiempos (hoy, un cuadro importante de Juan Gris se sitúa en los cien millones de pesetas). La colección de Telefónica será, por último, ejemplar si se cumple el deseo de sus organizadores: que otras empresas españolas de punta inviertan en arte.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Miércoles, 20 de enero de 1988