Joan Miró, internado en una clínica de Palma para someterse a un chequeo médico

Inaugurada en Viena una muestra antológica de la obra del pintor

El pintor Joan Miró fue internado ayer por la mañana en una clínica de Palma donde fue sometido a un reconocimiento. "Esta edad convierte un achaque en un aviso. Miró ha sufrido estos días algunos Inconvenientes que no consideramos graves, pero no queremos sorpresas". Las declaraciones del médico personal de Miró, Luís Juncosa, cuñado del artista, prolongaron ayer en Palma la expectativa y preocupación provocadas por el internamiento del pintor en la clínica Femenias. El artista, que tiene 90 años, ya no trabaja en ninguna obra.

Conociendo el interés manifestado repetidamente por la familia en preservar los detalles íntimos de la salud de Miró de toda curiosidad morbosa, no ha sorprendido en estos momentos la cauta declaración. Formulada con imprecisiones, abre un plazo de observación prudencial que neutralice los posibles despliegues tipográficos que siguen con interés las circunstancias del pintor."Las dificultades respiratorias que estos últimos días ha padecido Miró", afirma Luís Juncosa, "la urea y una relativa deshidratación provocada por la calefacción de su casa de Son Abrines, nos han impulsado a tomar la decisión de internarlo en una clínica para realizar un seguimiento adecuado. El chequeo completo y los distintos análisis, cuyos resultados estamos esperando, nos permitirán saber cuántos días permanecerá Miró en la clínica". La esposa del pintor, sin embargo, ha manifestado a Efe que la familia está tranquila sobre el estado de salud del pintor y que probablemente este fin de semana regresara de nuevo a su domicilio.Exposición en Austria

Por otra parte, en Viena se ha inaugurado una exposición antológica de la obra de Joan Miró. Se trata de una gran muestra retrospectiva del pintor que, con obra cedida por la fundación que lleva su nombre, ha sido inaugurada en el Círculo de Bellas Artes de Viena (Kunstlerhaus).

Un total de 240 óleos, grabados y esculturas realizados por el artista catalán entre 1960 y 1980 componen la muestra, que se exhibirá en la capital austríaca hasta el 8 de enero y que después se expondrá en Nuremberg (República Federal de Alemania).

El profesor Hans Mayr, presidente de la Sociedad de Bellas Artes de Austria, se congratuló en él solemne acto inaugural del hecho de que su país sea el primero en poder exhibir parte de la obra conservada por la Fundación Miró.

El embajador de España en Austria, Juan Luis Pan de Soraluce, y la directora de la Fundación Miró, Rosa María Malet, asistieron al acto de la inauguración.

El interés despertado por la exposición de Miró, asegurada en 60 millones de chelines (480 millones de pesetas), quedó de manifiesto con la asistencia de varios centenares de curiosos al recinto, a pesar del carácter reservado del acto inaugural.

Toda la cultura que va contigo te espera aquí.
Suscríbete

Babelia

Las novedades literarias analizadas por nuestros mejores críticos en nuestro boletín semanal
RECÍBELO

Archivado En

Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS