Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Descubren en L’Espluga de Francolí un santuario paleolítico con 15.000 años de antigüedad

El hallazgo fortuito alumbra unos grabados de excepcional valor arqueológico

Hallazgo de un centenar de representaciones de arte rupestre en L'Espluga de Francolí.
Hallazgo de un centenar de representaciones de arte rupestre en L'Espluga de Francolí.

Un hallazgo arqueológico "excepcional" en L'Espluga de Francolí (Conca de Barberà) ha permitido descubrir más de un centenar de grabados de hace 15.000 años. Se trata del primer santuario paleolítico catalán con representaciones de arte rupestre parietal figurativo y abstracto y, por su valor y estado, su localización se considera un hito en la historia de la arqueología en Cataluña. Atendiendo a la cantidad de pinturas y a la calidad de las representaciones, es uno de los cuatro conjuntos más significativos de lo que se conoce como provincia paleolítica mediterránea. La presentación pública del insólito descubrimiento se hizo este viernes con bombo y platillos, pero fue el pasado 30 de octubre cuando un grupo de investigadores del IPHES (Instituto Catalán de Paleoecologia Humana y Evolución Social), liderados por Josep Maria Vergès, localizaron las pinturas en las cuevas de L'Espluga de Francolí.

Las galerías subterráneas de la Font Major, descubiertas en 1853, constituyen un conjunto de interés natural e histórico, y la zona donde se encuentran fue severamente afectada por las riadas del pasado mes de octubre. El Francolí desbordó a su paso por el pueblo y arrastró con todo lo que encontró. Tras la riada, los investigadores exploraron las cuevas y toparon con un descubrimiento fortuito, según reconocen. De entre los grabados localizados, una cuarentena son representaciones de animales, caballos, bueyes y ciervos, y también hay representaciones abstractas y símbolos. Los expertos los sitúan en el Paleolítico Superior, sin descartar que algunos puedan ser incluso más antiguos. Otros se relacionan con el neolítico y etapas más recientes.

A raíz del descubrimiento, se ha constituido un equipo formado por técnicos especializados del Departamento de Cultura de la Generalitat de Cataluña e investigadores del IPHES, con el apoyo del Ayuntamiento de L'Espluga de Francolí, encargado de documentar este santuario mediante tecnología 3D. Por un lado se busca profundizar en el estudio científico, con las técnicas de análisis más avanzadas, a la vez que generar materiales para construir un nuevo discurso museográfico en torno a este hallazgo. La técnica 3D permite no tocar las paredes, de manera que se facilita el estudio y la conservación del conjunto.

Después de haber escaneado toda la cueva, los técnicos prevén empezar a trabajar cada grabado para obtener imágenes en alta resolución. La consejera de Cultura, Mariàngela Vilallonga, avanzó que la Generalitat aprobará la declaración de la cueva como Bien Cultural de Interés Nacional y valoró que pasa a tener la consideración de "la catedral del arte rupestre en Cataluña. Hemos encontrado la joya de la corona".

Se adhiere a los criterios de The Trust Project Más información >

Más información