Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra
OBITUARIO

Muere el compositor Walter Marchetti

El músico perteneció a Zaj, un grupo de vanguardia español, creado en 1964, junto a Juan Hidalgo y Ramón Barce

El artista Walter Marchetti.
El artista Walter Marchetti.

Anoche recibí un mensaje de Esther Ferrer en el que me comunicaba que ha fallecido nuestro común amigo Walter Marchetti (Canosa di Puglia, 1931) de un paro cardiaco en Milán. Acaba así la vida de un hombre risueño y amable que durante los últimos años había conocido el dolor y la privación de la enfermedad, tras sufrir un ataque cerebral y la disminución de la capacidad auditiva.

En los cursos de composición musical que impartía Bruno Maderna en Milán, Walter Marchetti conoció en 1956 al español Juan Hidalgo, con quien estableció una larga amistad y una fructífera colaboración artística. En busca de los arcanos de la música moderna ambos compositores acudieron en 1957 a los Internationale Ferienkurse für Neue Musik que se celebraban en Darmstadt, donde se reunían los más destacados compositores seriales, presentando una obra cada uno. Al año siguiente conocieron allí al compositor norteamericano John Cage quien, con sus propuestas sobre música aleatoria e indeterminada, les hizo abandonar cualquier intento por someter los sonidos a la rigidez ortodoxa del dodecafonismo y probar a desbordar lo musical en otros lenguajes no necesariamente sonoros, como la poesía, el teatro o las artes plásticas, experimentando con nuevas formas de composición, incorporando la aleatoriedad, la indeterminación y el silencio como elementos estructurales de su música. Desde entonces ha manteniendo siempre una postura crítica contra la rutina musical y contra los músicos de oficio, que él llamaba “musicantes”.

En 1960 ambos compositores se instalaron en Barcelona donde, junto con Josep Maria Mestres Quadreny, desarrollaron un ciclo de conciertos titulado Música Abierta, en el seno del Club 49, pero tuvieron que marcharse de Cataluña al no encontrar el apoyo y la comprensión suficientes para difundir las ideas de la «nueva música». Instalados en Madrid, en el año 1964, junto con Ramón Barce, fundaron el grupo Zaj con el fin de dar a conocer en la capital tanto la nueva música como el arte más contemporáneo del momento. Poco después se unieron a Zaj el también compositor Tomás Marco, el escritor José Luis Castillejo y la pintora Esther Ferrer, entre otros. Desde 1969 el grupo Zaj se constituyó como un trío: Juan Hidalgo, Walter Marchetti y Esther Ferrer que ofrecían conciertos, recitales y performances, a la vez que editaron tarjetas y libros, entre ellos uno de Walter Marchetti, titulado arpocrate seduto sul loto (1968), un “libro de artista”, apaisado, pesado y voluminoso que contiene pequeñas frases y esquemas impresos en tinta azul ultramar. Este libro es también un tratado de composición.

Como miembro de Zaj Walter Marchetti ha participado en numerosos festivales internacionales, entre ellos varios actos Fluxus, y ha actuado como colaborador de John Cage en acciones como Il Treno di John Cage (Bologna, 1978). En 1996, el Museo Nacional Centro de Arte Reina Sofía dedicó una extensa exposición al trabajo de Zaj, donde se mostró mucha obra suya, y en 2004 el CAAM de Las Palmas le dedicó una gran exposición antológica en la que se vieron algunas grandes instalaciones de Walter, como sus piezas tituladas genéricamente Música de cámara, camas, pianos y otros objetos manipulados.

Desde 1974 ha editado once discos, con varias versiones diferentes de su música, en editoriales como Cramps Records y Alga Marghen, así como dos extensas recopilaciones de sus obras sonoras: dos CDs titulados Suoni Dentro Suoni (1996) y un hermoso álbum con cinco LPs Il Divano Dell'orecchio (2014). En 1998 José Luis Castillejo escribió sobre él: “Su música se extiende a todos los seres vivos, sin excluir a los cerdos y a toda naturaleza, haciendo que las piedras canten”.