Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra
Revista de verano

Los ‘oscars’ se acuerdan de los veteranos

Los galardones honoríficos de la Academia premian a Jean-Claude Carrière, Hayao Miyazaki, Maurren O'Hara y Harry Belafonte, este por su lucha por los derechos civiles

Hayao Miyazaki, en 2008.
Hayao Miyazaki, en 2008.

La Academia de Artes y Ciencias Cinematográficas de Hollywood anunció hoy que los actores estadounidenses Harry Belafonte y Maureen O’Hara, el guionista francés Jean-Claude Carriere y el director y animador japonés Hayao Miyazaki recibirán este año los galardones de honor que anualmente concede esta organización. Como indicó su presidenta, Cheryl Boone Isaacs, la selección refleja no el cine del año “sino los logros de una vida”. Belafonte, 87 años, recibirá el galardón humanitario Jean Hersholt mientras que el resto de los galardonados serán premiados con un Oscar de honor.

Se trata de la sexta edición del llamado Premio de los Gobernadores que este año tendrá lugar el próximo 8 de noviembre en los salones del centro Hollywood & Highland, justo encima de donde se celebrará la ceremonia de los oscars meses más tarde. Hasta hace seis años los premios de honor se concedían a la vez que los oscars pero la Academia decidió separar las dos ceremonias para ofrecer un homenaje más sentido y apartado de las cámaras a estas leyendas de la industria. Una velada más íntima donde lo importante no es la alfombra roja sino el lazo de amistad que une a los profesionales de esta “comunidad cinematográfica global”, recordó la presidenta.

Aquella decisión también agilizó la ceremonia de los oscars, siempre en busca de una audiencia cada vez más joven que suele desconocer a los galardonados de honor. Y además ofreció una perfecta plataforma en la campaña al Oscar, un campo abonado para buscar el voto entre los miembros de la Academia. Los 550 tickets de esta gala son los más buscados dentro de la industria y a ella asiste el quién es quién del cine. De ahí que también quieran estar presentes y hacerse notar todos aquellos en busca de una candidatura, intentando ganarse así la confianza y el voto de sus compañeros de profesión.

Entre los honrados, solo Miyazaki tiene un Oscar en su poder

Aunque los escogidos tienen méritos suficientes para haber tenido un Oscar, tan sólo Miyazaki, 73 años, cuenta con uno que consiguió en competición en 2001 con El viaje de Chihiro (y que no se molestó en ir a recoger durante la ceremonia). Carriere, 83 años, aspiró a varias estatuillas, especialmente por su trabajo junto al español Luis Buñuel en El discreto encanto de la burguesía (1972) y Ese oscuro objeto del deseo (1977). Ni el llamado “rey del Calypso”, también nombrado embajador de buena voluntad de la UNICEF, ni la pelirroja irlandesa de 94 años, conocida como la musa de John Ford, consiguieron ningún Oscar durante sus carreras artísticas pese a contar con venerados títulos como Carmen Jones (1954) o Qué verde era mi valle (1941), respectivamente.

Los cuatro se suman así a una larga lista de galardonados unidos no sólo por el premio de honor sino por un perfil común: veteranos también en edad, no excesivamente conocidos o cuyo trabajo se ha empezado a perder en la memoria de Hollywood y cuya labor no fue necesariamente reconocida con alguna estatuilla con anterioridad. Además, en su mayoría son estadounidenses aunque con algún toque internacional en la selección. Existe otra luctuosa coincidencia entre los galardonados. De los 19 premiados en las cinco ediciones anteriores, ya han fallecido 6 de ellos, 5 en lo que va de año.