Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Las taquillas en cultura volvieron a caer en 2012, y sigue su descenso

El anuario SGAE, presentado hoy, señala que los descensos se acusan en todos los ámbitos del sector cultural Las cifras negativas, que en algunos casos se ralentizan respecto a años anteriores, se acumulan en todos los campos

Sala vacía de los cines Paraíso, en Madrid.
Sala vacía de los cines Paraíso, en Madrid.

"En 2012, un año más, los descensos se acusan en todos los ámbitos del sector cultural analizados en este Anuario". Esa es la primera frase del Anuario SGAE de las artes escénicas, musicales y audiovisuales, que se ha presentado hoy. "Las cifras negativas, que en algunos casos se ralentizan respecto a años anteriores, se acumulan en todos los campos", concluye el párrafo.

Confirma el informe también datos que se sospechaban. El más importante, el efecto de la subida del IVA: "El incremento del tipo de IVA aplicado a los bienes y servicios culturales en septiembre de 2012 no tuvo como consecuencia una evolución al alza en las cifras de recaudación sino que, por el contrario, incluyendo estas el nuevo impuesto, muestran descensos respecto a ejercicios anteriores", escribe Antonio Onetti, presidente de la antes conocida como Fundación Autor, que hace apenas unos días cambió su nombre a Fundación SGAE y que lleva elaborando este anuario desde 1999. Onetti ha explicado que se trata de una radiografía de la situación de la industria cultural en España que pone de manifiesto cómo este sector, que "sobrevive en un estado de abandono", necesita "una política cultural del Estado".

Destaca el informe que en los últimos cinco años los descensos acumulados son de grandes dimensiones y que "la tendencia negativa continúa". La Fundación SGAE apunta: "No son buenas las perspectivas para el futuro: los elementos coyunturales -aunque ya casi parecen estructurales-, como el descenso de los presupuestos públicos y las caídas en los niveles de renta de los ciudadanos, unidos a los efectos del cambio de paradigma tecnológico y de hábitos respecto a las artes, la cultura y el ocio y a la creciente oferta gratuita de contenidos, parecen indicar que tal tendencia no se modificará en los próximos años".

El panorama que describe es una pescadilla que se muerde la cola. Desciende la renta, suben los precios de los bienes y servicios culturales, eso hace que disminuya la demanda, y la primera consecuencia es un descenso de la oferta. "Con lo que ello supone para el tejido profesional de la cultura".

Por sectores, los espectadores de artes escénicas han caído un 31,4 % en los últimos cinco años mientras que los del cine han experimentado un descenso de casi el 11 %.

El anuario cifra en casi un 27 % el descenso en el número de representaciones de artes escénicas desde 2008, con una bajada en la recaudación del 20,18 %. Estas caídas, con ser notables, están lejos de la que ha sufrido la danza, que ha perdido un 43,41 % del número de representaciones, lo que la sitúa, según ha explicado el secretario de la Fundación SGAE, Francisco Galindo, "en trance de desaparición".

En cine, el número de funciones ha caído un 10,95 %, con una disminución del 13,51 % en número de espectadores, aunque la recaudación en taquilla desciende solo un 1,82 % debido al incremento del precio de las entradas.

Mientras, la música clásica experimentó un descenso en estos años del 15,91 % en el número de conciertos y los conciertos de música pop en vivo un 16 %, bajada que llega al 48,44 % en las ventas de música grabada.

Durante el pasado año se celebraron 116.446 conciertos en España, un 4,3 % menos, con 26 millones de espectadores y una recaudación de 171,7 millones de euros, en un sector al que le está afectando gravemente el descenso en la contratación por parte de las entidades públicas.

Durante 2012 hubo en el territorio español un total de 54.780 representaciones de artes escénicas, con 13,4 millones de espectadores y una recaudación de 208,02 millones de euros.

Comparando los datos de 2012 respecto al año anterior, el descenso en la actividad teatral ha sido del 10,44 %; del 9,8 % en asistencia y del 8,32 % en recaudación.

De estas representaciones, 50.833 fueron obras teatrales, que congregaron a 11,5 millones de espectadores y consiguieron una recaudación de 172 millones de euros. También la ópera y la zarzuela han visto reducidas su presencia en 2012, con un total de 1.314 representaciones de lírica (un 9,13 % menos que en 2011).

El pasado año también fue un duro ejercicio para el cine, tendencia que no solo continuará sino que se agravará este año, según los datos provisionales del primer semestre de 2013 que muestran cómo se han producido los más bajos niveles de asistencia y recaudación en varios fines de semana.

En 2012, y por octavo año consecutivo, se volvieron a perder pantallas de exhibición cinematográfica en España (38 menos), que quedaron por debajo de las 4.000. Un ejercicio en el que se exhibieron 1.573 películas, 60 menos que el año anterior, a las que asistieron 93,4 millones de espectadores, un 4,9 % menos, con una recaudación de 612,2 millones de euros.

El estudio de la Fundación SGAE pone de manifiesto también la continuación de la caída del mercado del vídeo, que ha perdido 10,7 millones de euros respecto a 2011 en el valor total de las ventas y alquileres.

Por el contrario, aumentan el consumo de televisión y radio: en 2012 se registró una media de 246 minutos diarios de televisión, muy por encima de los 239 minutos del año anterior, mientras que el tiempo medio de escucha de la audiencia radiofónica subió de 110 a 114 minutos.

El presidente de la SGAE, José Luis Acosta, ha resaltado el "deseo ciudadano de consumir cultura" que se demuestra en hechos como la "respuesta masiva" que tuvo la Fiesta del cine en la que las sesiones costaban 2,90 euros.

Más información