_
_
_
_

La Fundación del Quebrantahuesos denuncia la primera muerte en España de un ejemplar por una colisión con un aerogenerador

Esta organización decidió hace un año paralizar la reintroducción de estas aves en el Maestrazgo turolense por el riesgo que suponen los parques eólicos

La Fundación del Quebrantahuesos denuncia la primera muerte en España de un ejemplar por una colisión con un aerogenerador
Un agente de protección de la naturaleza recoge el cadáver del ejemplar de quebrantahuesos fallecido en Castellón.Fundación para la Conservación del Quebrantahuesos
Manuel Planelles

La Fundación para la Conservación del Quebrantahuesos (FCQ), que lleva décadas intentando recuperar esta especie amenazada desde el norte de la Península, ha denunciado este lunes la muerte del primer ejemplar de este tipo de buitre en España debido a una colisión con un aerogenerador. El cadáver de Masía, que fue liberada en el verano de 2022, fue localizado el viernes pasado en el complejo eólico Refoyas, ubicado entre Castellón y Teruel, gracias a que formaba parte del programa de recuperación de la FCQ y llevaba un dispositivo que permite su seguimiento por satélite. Tras realizarse este lunes la necropsia, la FCQ ha anunciado que llevará esta muerte ante la Fiscalía de Medio Ambiente de Teruel. “Es la primera vez en España que un quebrantahuesos muere golpeado por un aerogenerador”, ha advertido esta organización.

La FCQ se ha mostrado muy crítica en los últimos años con la implantación de varios parques eólicos en la provincia de Teruel y ha batallado contra ellos. De hecho, hace un año decidió suspender la suelta de ejemplares en la Sierra del Maestrazgo debido que el “alto riesgo de colisión y muerte al que el despliegue proyectado” de aerogeneradores “expondría a la especie hace inasumible continuar” con el plan. El quebrantahuesos estuvo al borde de la desaparición en España, pero en las últimas décadas ha vuelto a remontar el vuelo en algunas cumbres de la Península gracias a los programas de recuperación como el que lidera la FCQ.

Antes de paralizar el proyecto en el Maestrazgo, esta organización liberó hace dos años a un par de ejemplares en la zona, un macho y una hembra. Ambos han fallecido. Sabino murió con cuatro meses al colisionar con un tendido eléctrico y ahora Masia debido al choque con el aerogenerador.

Su cadáver fue localizado por técnicos de FCQ y agentes de protección de la naturaleza del Gobierno de Aragón. Estaba a solo 40 metros del aerogenerador y presentaba múltiples traumatismos, como explica a EL PAÍS Gerando Báguena, director del proyecto de reintroducción en el Maestrazgo. Este complejo eólico está gestionado actualmente por las empresas Renomar y Acciona, según ha señalado la fundación.

Un agente recoge el cadáver del quebrantahuesos fallecido el viernes cerca de uno de los aerogeneradores del parque.
Un agente recoge el cadáver del quebrantahuesos fallecido el viernes cerca de uno de los aerogeneradores del parque. Fundación para la Conservación del Quebrantahuesos

“Nosotros no estamos en contra de la energía eólica”, ha advertido Báguena, “pero en muchos parques no se están aplicando las tecnologías preventivas para evitar la muerte de fauna”. Se refiere, por ejemplo, a los sistemas que detienen las palas de los aerogeneradores cuando se detecta la aproximación de aves. “Mientras, las empresas invierten ingentes cantidades de dinero en campañas para decir lo sostenibles que son”, critica.

La información es la primera herramienta contra el cambio climático. Suscríbete a ella.
Suscríbete

Tras esta muerte, que confirma los temores que llevaron a parar la reintroducción de ejemplares en el Maestrazgo, los responsables de la FCQ no se plantean volver a poner en marcha este programa, que estaba financiado con fondos europeos. “Esto hipoteca la recuperación de la especie en el noroeste de la Península”, lamenta Báguena.

La baliza que portaba Masía permitía monitorizar por satélite los movimientos del ejemplar a diario por los técnicos de la FCQ. Pero el viernes se detectó una anomalía de actividad que hizo sospechar que la hembra había sufrido un accidente. Cuando los profesionales llegaron al lugar que marcaba la baliza, encontraron el cadáver.

Puedes seguir a Clima y Medio Ambiente en Facebook y X, o apuntarte aquí para recibir nuestra newsletter semanal

Suscríbete para seguir leyendo

Lee sin límites
_

Sobre la firma

Manuel Planelles
Periodista especializado en información sobre cambio climático, medio ambiente y energía. Ha cubierto las negociaciones climáticas más importantes de los últimos años. Antes trabajó en la redacción de Andalucía de EL PAÍS y ejerció como corresponsal en Córdoba. Ha colaborado en otros medios como la Cadena Ser y 20 minutos.
Tu comentario se publicará con nombre y apellido
Normas
Rellena tu nombre y apellido para comentarcompletar datos

Más información

Archivado En

Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS
_
_