Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Urkullu proclama que queda pendiente decir “al unísono” que matar fue injusto

El lehendakari afirma en el homenaje a las víctimas que es necesario "asentar una memoria crítica del pasado" para construir la convivencia en Euskadi

Urkullu preside en San Sebastián un acto de homenaje a las víctimas.
Urkullu preside en San Sebastián un acto de homenaje a las víctimas.

"Después del desarme y disolución de ETA, una tarea pendiente es manifestar al unísono que matar, extorsionar, secuestrar, torturar, agredir... fue injusto", ha proclamado hoy el lehendakari, Iñigo Urkullu, en el homenaje a las víctimas que el Gobierno vasco viene organizando con motivo del Día Europeo de las Víctimas del Terrorismo. Urkullu ha repetido que "fue injusto" el sufrimiento padecido en el pasado por "todas" las víctimas. Ese mensaje, ha añadido, debe constituir la basa del "futuro de la convivencia y la cultura de la paz, el futuro de los derechos humanos y del nunca más".

Representantes de las instituciones vascas y los principales dirigentes de los partidos políticos, salvo la izquierda abertzale, han participado este lunes en San Sebastián en el homenaje a los damnificados por el terrorismo. Una treintena de familiares de víctimas de ETA, los GAL, el Batallón Vasco Español (BVE) y de abusos policiales, además de colectivos de víctimas, como la AVT, han asistido al acto celebrado bajo el lema Fue injusto. Sociedad y víctimas, juntas construyendo el presente y el futuro. Precisamente este lema fue el motivo que Sortu, que sí había acudido en 2016 y 2017, ha esgrimido esta vez para no tomar parte en el mismo. La coalición independentista EH Bildu, en cambio, ha estado representada por varios miembros de EA.

Urkullu ha animado a "asentar una memoria crítica del pasado de vulneración de derechos humanos", porque fue "injusto" el "daño causado a las víctimas y a sus familias". "Nunca debió ocurrir, nunca más debe repetirse", ha manifestado en presencia de la presidenta del Parlamento vasco, Bakartxo Tejeria; los alcaldes de San Sebastián y Bilbao, Eneko Goia y Juan Mari Aburto; los diputados generales de Álava y Gipuzkoa, Ramiro González y Markel Olano; el delegado del Gobierno en el País Vasco, Jesús Loza, y el secretario general de Derechos Humanos y Convivencia, Jonan Fernández, entre otros.

El acto ha comenzado con las notas del adagio para cuerda de Samuel Barber que han sonado en el jardín aledaño al consistorio donostiarra, donde Urkullu ha defendido la necesidad de "seguir haciendo una pedagogía crítica de la memoria". "Vivimos en el siglo XXI, mientras no se aborde esta tarea, estaremos atados al siglo pasado", ha afirmado.

Músicos interpretan un adagio en el homenaje a las víctimas.
Músicos interpretan un adagio en el homenaje a las víctimas.

El mandatario vasco ha abogado por cerrar el ciclo "cerrado" de la violencia y afrontar "la esperial abierta de la convivencia". "La convivencia no significa estar de acuerdo en todo. Significa asumir dos principios democráticos y éticos: derechos humanos y pluralismo". Ha dicho estas palabras ante líderes políticos como el presidente del PNV de Gipuzkoa, Joseba Egibar: la secretaria general de los socialistas vascos, Idoia Mendia; el presidente del PP vasco, Alfonso Alonso, y el de esta formación en Gipuzkoa, Borja Sémper, así como el secretario general de Podemos Euskadi, Lander Martínez.

En una conferencia de prensa posterior, el líder de EH Bildu, Arnaldo Otegi, se ha referido al acto por las víctimas y ha cargado contra aquellos que, "hablando supuestamente desde la ética", buscan "convertir el espacio de construcción de la convivencia en un espacio para la confrontación política". En su opinión, el objetivo central no es, por tanto, "construir la convivencia sino erosionar y restregar a una determinada formación política sus posiciones". Ha opinado que en este caso concreto no se trataba tanto de habilitar un espacio para la convivencia sino de "cómo hacer un texto para que EH Bildu no esté" presente.

Vitoria también ha recordado este lunes a las víctimas del terrorismo en un acto con representantes de todos los grupos políticos municipales que han guardado dos minutos de silencio frente a la casa consistorial. En el homenaje ha estado presente el alcalde de Vitoria, Gorka Urtaran, junto con varios concejales del PNV, parte de los ediles del PP, de EH Bildu incluida su portavoz, Miren Larrion, del PSE, de Podemos y el representante de Irabazi.

Se adhiere a los criterios de The Trust Project Más información >