Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

La Guardia Civil traslada a los presos del ‘procés’ a cárceles de Madrid

El independentismo muestra su apoyo a los políticos en un operativo que se desarrolla sin incidentes

El autobús de la Guardia Civil sale de la prisión de Brians hacia Madrid. En vídeo, así trasladan a Madrid a los nueve presos del 'procés'.

Casi siete meses después de ser trasladados a Cataluña, los dirigentes independentistas presos regresan a Madrid. Allí, en las cárceles de Soto del Real (los hombres) y de Alcalá Meco (las mujeres), aguardarán el juicio por el procés, fijado este viernes por el Tribunal Supremo para el 12 de febrero. El presidente de la Generalitat, Quim Torra, se ha desplazado a primera hora a la cárcel de Brians 2 —donde la Guardia Civil ha tomado el control del traslado— para expresar su apoyo a los políticos, que afrontan penas de prisión de entre 7 y 25 años por los delitos de rebelión, malversación y desobediencia. Salvo algún incidente puntual, y pese a las advertencias de ciertos sectores del independentismo, el trámite se ha desarrollado sin mayores complicaciones y en un ambiente de normalidad.

A primera hora de la mañana, los Mossos d’Esquadra han recogido en varios furgones al exvicepresidente de la Generalitat Oriol Junqueras y a los otros seis dirigentes independentistas que permanecían en la cárcel de Lledoners: los exconsejeros Raül Romeva, Jordi Turull, Josep Rull y Joaquim Forn, y el expresidente de la ANC Jordi Sànchez y el presidente de Òmnium Cultural, Jordi Cuixart. Los presos han recorrido los 50 kilómetros que separan Lledoners de la cárcel de Brians 2, adonde han llegado alrededor de las ocho de la mañana. Antes ya lo habían hecho la exconsejera Dolors Bassa —ingresada en Puig de les Basses, Girona— y la expresidenta del Parlament, Carme Forcadell, que permanecía en Mas d'Enric, Tarragona.

Brians 2 es el centro de enlace de la Generalitat con Instituciones Penitenciarias del Ministerio del Interior. Tras unos trámites burocráticos, a las 9.29, la Guardia Civil ha iniciado el traslado de los dirigentes soberanistas hacia Madrid. La previsión es que lleguen alrededor de las siete de la tarde, con un único alto en el camino para hacer el relevo de guardias civiles, ya que el furgón que les traslada cuenta con cuarto de baño. En principio, pasarán la primera noche en el llamado módulo de ingresos y el sábado se les asignará uno en concreto, informa Óscar López-Fonseca.

El presidente de la Generalitat, Quim Torra, que ha hecho una declaración institucional en la Generalitat, ha llegado a Brians poco antes de las siete de la mañana para expresar su apoyo a los nueve presos ante la proximidad del juicio donde se les acusa de la celebración del referéndum ilegal del 1 de octubre de 2017. La petición de las defensas del procés para que la fecha del juicio se fijara con antelación suficiente para preparar con garantías las primeras sesiones ha calado en el Tribunal Supremo, que finalmente ha decidido que sea el día 12 de febrero.

Acompañar a los presos

Desde la madrugada del viernes, decenas de personas convocadas por la ANC han llevado a cabo una serie de “movilizaciones de acompañamiento”. La entidad independentista ha llamado a sus simpatizantes a instalarse en el recorrido entre el centro gerundense de Puig de les Basses, donde se encontraba Dolors Bassa, hasta Brians 2. La misma convocatoria instaba a realizar también el recorrido entre Lledoners, donde estaban presos Junqueras, Romeva, Rull, Turull, Forn, Sànchez y Cuixart, y hacer lo mismo desde Mas d’Enric (Tarragona) donde se encontraba la expresidenta del Parlament Carme Forcadell.

La entidad pidió a sus simpatizantes que se coloquen en los arcenes con lazos, pancartas y esteladas, pero sin obstaculizar el traslado. Minutos antes de la salida de los políticos presos, los Mossos han dispersado a algunas personas que se han puesto delante de los furgones, aunque los incidentes no han ido más allá.

Para este viernes por la tarde, la ANC ha convocado manifestaciones en las capitales de comarca bajo el lema “La autodeterminación es un derecho, no un delito” y han anunciado una “acción permanente” en la plaza Sant Jaume, frente a la Generalitat, a partir del próximo lunes.

Se adhiere a los criterios de The Trust Project Más información >

Más información