Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

La Comunidad ordena desmantelar la mina Maribel de Galapagar

Sostiene que Minera de Guadarrama violó varias prescripciones de una resolución anterior que la obligaba a restaurar la zona

Entrada a la explotación minera Maribel, cerca de Galapagar.
Entrada a la explotación minera Maribel, cerca de Galapagar.

La Dirección General de Industria, Energía y Minas (perteneciente la Consejería de Economía, Empleo y Hacienda), emitió el pasado 1 de febrero una resolución por la que ordena a Minera de Guadarrama, la empresa que durante 19 años explotó un yacimiento cerca de la localidad de Galapagar, a abandonar la excavación denominada Maribel. En el documento de la resolución, al que ha tenido acceso EL PAÍS, se detalla que la empresa extractora violó cuatro prescripciones de una resolución del 17 de julio de 2017 en la que se le ordenaba la restauración de los terrenos.

El documento expone que, el 27 de noviembre del pasado año, se realizó una inspección de la concesión minera en la que se comprobó que todavía se estaban arrojando materiales prohibidos para rellenar el hueco de la explotación, y que se seguían usando máquinas que no deberían estar en funcionamiento. Además, los inspectores observaron "zonas con riesgo de caídas" que no estaban debidamente señalizadas. 

En consecuencia, la dirección general resolvió que la empresa había incumplido "su obligación de restaurar" los terrenos, y ordenó "la paralización inmediata de trabajos en la zona afectada", así como "el desalojo de personas, bienes, máquinas y enseres". Además, la Comunidad anunció la incautación de las fianzas de la empresa desde su constitución en 1987, por valor de 114.192,57 euros. Este periódico ha consultado el catastro minero del Ministerio de Energía, Turismo y Agenda Digital y ha comprobado que los cinco conceptos asociados a Minera del Guadarrama (cuatro permisos de investigación y uno de excavación, correspondiente a la mina de Maribel) están caducados.

Minera del Guadarrama acumula sanciones desde el año 2000, cuando el Ayuntamiento de Galapagar denunció a la empresa por contaminación del río Guadarrama e incendio forestal. Además, pidió, junto a Ecologistas en Acción, la retirada de la licencia de explotación, ya que fue obtenida para extraer metales y la mayor parte del material que extraían eran áridos. En 2006 se dictó sentencia desfavorable para la empresa extractora, a la que la Dirección General de Minas ha ordenado ya en tres ocasiones que restituya los terrenos explotados. Desde el Ayuntamiento de Galapagar afirman no haber tenido constancia de la última resolución, ya que al no ser ya parte de ningún procedimiento contra la empresa no se les notificó la decisión.

La Consejería de Economía y Hacienda asegura que la Comunidad se hará cargo de la restauración del yacimiento una vez que Minera del Guadarrama abandone la zona. El periodo para presentar un recurso expiró el 3 de marzo.

Sigue con nosotros la actualidad de Madrid en Facebook, en Twitter y en nuestro Patio de Vecinos en Instagram

Más información