Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

La sequía provoca pérdidas de 17 millones de euros en los cereales, según la Unió

La organización agraria recuerda que aunque llueva habrá 28.000 hectáreas inservibles

La Unió de Llauradors ha cifrado este jueves en cerca de 17 millones de euros las pérdidas provocadas en el campo valenciano por la sequía únicamente en el cultivo del cereal, según ha informado la organización agraria en un comunicado. La Unió recalca que no se va a recolectar "prácticamente nada" de la cosecha actual.

De acuerdo con sus datos, las cerca de 28.000 hectáreas cultivadas en la Comunidad Valenciana de cereales se han secado esta campaña ante la ausencia de lluvias y, por ello, las plantas "no han tenido el crecimiento vegetativo adecuado".

A partir de junio, se inicia ya la recolección en zonas de cultivo más temprano y ha augurado que las pérdidas serán "del 100% en la práctica totalidad de las zonas productoras". Por ello, recalca que, aunque lloviera ahora, "ya es demasiado tarde para salvar la cosecha".

El ganado a pasturar

En esta línea, la Unió también pide que la Consejería de Agricultura, de oficio, permita la entrada de ganado en las parcelas sembradas con cereal para que pasturen los animales sin que ello afecte al cumplimiento de esta condicionalidad y, así, contribuir a reducir al mismo tiempo el sobrecoste de alimentación que la sequía provoca en la ganadería extensiva.

Según sus datos, las pérdidas por las 27.990 hectáreas en la Comunidad alcanzarían los 16.794.000 euros. por provincias, 7.532 hectáreas son de Alicante (4.519.200 euros); 5.799 de Castellón (3.479.400) y Valencia, 14.659 hectáreas (8.795.400).

La organización ha subrayado que los agricultores han invertido en las simientes, los abonos y la labranza de sus campos "que no van a recuperar", a lo que se une la falta de ingresos por la venta del cereal, "que contribuirá a no poder hacer frente a los gastos de cultivo de la próxima campaña".

Por este motivo, La Unió ha solicitado una serie de "medidas urgentes" tanto al Gobierno central como a la Generalitat para los productores de cereales, que incluyen la aplicación del reglamento comunitario que permite la concesión de ayudas de Estado ("ayudas de minimis") de 15.000 euros por empresa agraria en tres años para paliar circunstancias como la grave sequía; el establecimiento de una línea específica de préstamos ICO con interés subvencionado; la condonación de los préstamos pendientes de pago y concedidos en las ayudas a la primera instalación de agricultores y planes de mejora de las explotaciones agrarias por no tener ingresos suficientes para hacer frente a los mismos.

Además, La Unió ha solicitado que desde el Gobierno central "se publique una reducción del módulo en el IRPF para las explotaciones afectadas, así como la bonificación de las cuotas a la Seguridad Social y que haga frente a los ingresos no percibidos de los ayuntamientos para que estos condonen el IBI de naturaleza rústica".

Las propuestas son "extensivas" a otros cultivos afectados por la sequía y de forma "específica" a los productores de cereal de La Unió, que reclaman la autorización de la Consejería de Agricultura para poder arar ya la superficie sembrada y dejarla en barbecho "antes de finalizar el periodo obligatorio establecido en el cumplimiento de la condicionalidad de las ayudas comunitarias que es en septiembre".

 

Más información